Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Bernardino Lombao: “A mí me pagaron como a todo Dios, cuando llegó el dinero”

Bernardino Lombao: “a mí me pagaron como a todo Dios, cuando llegó el dinero”telecinco.es
Compromís ya ha ampliado su querella contra la cúpula de la RTVV entregando nuevos documentos al juez que demuestran como la televisión autonómica usó el dinero destinado al rescate de la Comunidad Valenciana para pagar al entrenador de José María Aznar. El preparador Bernardino Lombao recibió 656.640 euros del fondo de emergencia de RTVV por la realización del programa “Esport divertit”, fraccionado en 24 facturas de 27.360 euros.
Sin embargo, la oleada de acusaciones contra la cúpula de la autonómica valenciana no perturba la rutina de Lombao, al que poco le importa que desde los grupos de la oposición valenciana se acuse al PP de saquear la comunidad para conceder dinero público a amigos y allegados entre los que se encuentra el mismo.
Inasequible al desaliento y a las agujetas, Lombao admite que algunos amigos le llamaron para alertarle de su protagonismo en los medios de comunicación pero no le prestó ninguna atención porque “con estas tonterías no hay que perder ni un minuto de tiempo, la vida es para disfrutarla sin que la empañen unos cuantos que cuentan lo que les da la gana sin confirmar la veracidad de lo que dicen”.
Ya entrando en materia, Lombao ofrece una explicación. “me debían tres años de trabajo, durante tres años mi productora siguió corriendo con los gastos de un programa espectacular que siguió emitiéndose durante más de cinco años pese a que nos debían el dinero por hacerlo….algo espectacular hombre…con figuras deportivas de talla internacional, con la participación de cientos de colegios, fomentando el deporte…algo que debía ser obligatorio en todos los colegios hasta los 14 años como mínimo…ofreciendo en pantalla pasión por el deporte y no como ahora que no hay un solo programa deportivo…es una tragedia…”. Las retransmisiones de los partidos de fútbol no cuentan para Lombao, que culpa al llamado “deporte nacional” de la desaparición del resto de disciplinas deportivas de la parrilla. “finalmente, cuando llegó el dinero (el dinero para rescatar a la comunidad valenciana de la bancarrota) me pagaron lo que me debían como a todo Dios”. Y punto.
Bernardino Lombao no cree que su programa, de factura más que elevada y audiencia mínima (un 1% de media con menos de 10.000 espectadores) se mantuviera contra viento y marea en la parrilla durante más de un lustro debido a sus buenas relaciones con el ex presidente Aznar y la cúpula popular. En la RTVV tampoco parecía importar ese gasto desorbitado a pesar de la crisis que atravesaba el ente y desembocó en su cierre y el despido de sus trabajadores.
Bernardino sigue orgulloso de su programa en la televisión valenciana ya extinta, y todavía presume más de su buen tono físico. Su secreto: “Entrenar como un bestia, y cuanto más edad se tenga, más necesario es entrenar como una bestia para llegar en condiciones óptimas a cumplir 100 años”. Lombao declina cualquier entrevista televisada sobre los pagos de la RTVV, a cambio nos envía esta imagen de algo que él llama “el test de los 76” o según él, la prueba de que siguiendo su programa a pies juntillas está garantizado llegar en plenas facultades (al menos físicas) hasta esa edad. Tanto, como para saltar desde un tejado sin despeinarse, por eso o por el saqueo de una televisión que dejó a cientos de trabajadores en paro.