Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Un paseo por...El Puerto de Marsella

Cualquier visita a Marsella comienza siempre por el Puerto. Porque es su alma, el lugar por el que han entrado todas las novedades. El sitio que ha traído las ráfagas de aire fresco. La plaza que ha ido construyendo la personalidad de una ciudad que sigue siendo ante todo y sobre todo cosmopolita.(http://www.marseille-tourisme.com/es/)
Por la mañana, por la noche, es el lugar ideal en cualquier momento del día, el Puerto. Todo comienza y acaba allí. Yo me pasé las horas muertas recorriendolo La Quai du Port y La Quai de Rive Neuve!!!. ¡El ambiente es increíble!. A primera hora los pescadores ofreciendo sus capturas
Los dueños de muchos restaurantes vienen hasta aquí para comprar los pescados que por la noche ofrecerán en sus establecimientos...Después, disfrutando de sus tiendas. Algunas muy antiguas. Muchas relacionadas con aparejos o muebles naúticos...Las más actuales, venden ropa marinera.
 
En una orilla, bares interesantes como "El Bar de la Marine" en el que se han rodado películas y conocidos escritores se han instalado para ver pasar la vida. Es uno de los más conocidos de la ciudad y de los insprescindibles, aunque sea para asomar la cabeza.
Tenéis que callejear por esta zona. Me pareció muy auténtica. Y uno de los lugares que mejor guarda la esencia de la ciudad. Quizá porque ha sido la que menos ha cambiado para adaptarse al turismo. Otro de los sitios interesantes es "La Criée".
Actualmente es un teatro, pero fue una especie de lonja. El lugar al que iban los pescadores para vender sus capturas. De ahí viene el nombre porque "crier" en francés significa gritar. Pues el grito sigue resonando en el tiempo y el edificio se ha reinventado en un espacio escénico moderno y experimental.
Del otro lado del puerto, en la Quai du Port, encontraréis otro paseo estupendo. No os perdáis "La Samaritaine". Uno de los restaurantes de más tradición de la ciudad. La terraza es fabulosa. Yo la probé y allí vi uno de los mejores atardeceres de mi vida. Si seguís caminando restaurantes de pescado, todos los que queráis y el famoso Ayuntamiento.
Un fabuloso edificio en el que ya se recuerda que el año que viene Marsella será "Capital Mundial de la Cultura". Una cita importante que volverá todas las miradas de Europa aquí. Bueno, he aquí algunas sugerencias para disfrutar la ciudad al cien por cien. Repito la idea con la que comencé. Patead el Puerto de Marsella. Miradlo, contempladlo, ¡a cualquier hora del día!. Aquí está el alma de la ciudad. El lugar que ha determinado el principal rasgo de esta "ville": su mezcla, su cosmopolitismo, su cultura.