Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Irene presume de altura y de novio en el plató de 'Cámbiame'

Irene sufre síndrome de Marfan, una enfermedad por la que su cuerpo es más largo de lo normal y que le hace tener complejo de su altura desde que era una niña: "Me veo amorfa en el espejo", ha asegurado. Su 1'93 le ha puesto muchos obstáculos en la vida, pero no a la hora de ser feliz con su pareja (casi 40 centímetros más bajo que ella) con la que es feliz a pesar de las miradas descaradas de la gente.