Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Abrines: "Todo lo que no sea ganar es fallar un objetivo"

El alero del FC Barcelona Lassa Àlex Abrines ha reconocido este martes, a un día de abrir la final del 'play-off' de la Liga Endesa contra el Real Madrid en el Palau Blaugrana, que "todo lo que no sea ganar es fallar" y, en este sentido, ha añadido que deben minimizar sus errores en defensa y tener "cuatro pillerías" en ataque para abrir la serie con un triunfo.
"Para un club como el Barça o Madrid lo que has hecho durante la temporada solo sirve para determinar el factor pista. En un club grande siempre se te exige ganar, todo lo que no sea eso es fallar en uno de tus objetivos", reconoció en rueda de prensa.
En la quinta final seguida entre ambos equipos, con balance de 2-2, la novedad es que el Barça tiene el factor pista a favor aunque, para Abrines, no es un trecho para nada decisivo, como tampoco lo es que el Barça no pierda últimamente una eliminatoria que abra con triunfo. "La historia habla, tiene sus números, pero está para romperla", avisó.
"A todos los equipos les viene bien empezar con una victoria para coger confianza para los próximos partidos. Los dos equipos tienen nivel para levantar un 0-1 en contra, aunque tengamos el factor pista ambos equipos tenemos el talento para darle la vuelta", reiteró en este sentido.
Y es que prevé una final dura. "Otra final más, un 'clásico'. Todos los amantes del baloncesto van a poder disfrutar los partidos que tenga la final a un altísimo nivel. Barça y Madrid han demostrado ser superiores y merecedores de jugar esta final. La afrontamos con mucha ilusión, sabemos que el factor pista es importante pero no determina nada. El Madrid es un gran equipo y no va a poner las cosas nada fáciles", argumentó.
El mejor ataque de la competición, el del Real Madrid, pondrá a prueba a la mejor defensa, la del Barça, aunque Abrines cree que la guerra no se decidirá únicamente en esa batalla. "Una final contra un rival como el Madrid solo defendiendo o solo atacando no la ganas", manifestó.
"Habrá que minimizar errores en defensa para bajar 5 o 10 puntos del Madrid y en ataque sacar cuatro pillerías para sacar una pequeña diferencia respecto al rival. Hay muchos aspectos a controlar, cierran muy bien el rebote y corren muy bien a pista abierta. Mentalmente debes ser muy duro, normalmente estas series las gana el más duro mentalmente y quien está más centrado y metido", apostilló.