Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

El Gran Premio de España incorporará más actividades lúdicas fuera de la pista

El Gran Premio de España de Fórmula 1, quinta prueba del Campeonato del Mundo y que se disputará en el Circuit de Barcelona-Catalunya del 13 al 15 de mayo, presentará como novedad múltiples actividades lúdicas para completar la oferta de ocio más allá de los entrenamientos y carrera en sí.
Así lo anunciaron en la presentación oficial del Gran Premio, celebrada en el Canódromo de la Meridiana de Barcelona con la asistencia del expiloto Pedro Martínez de la Rosa y el joven piloto de las GP3 Series, Àlex Palou (Campos Racing). El acto ha estado presidido por el conseller de Empresa y Conocimiento, Jordi Baiget, y por el presidente del Circuit de Barcelona-Catalunya, Vicenç Aguilera.
Fuera del asfalto, la edición de este año presenta novedosas actividades lúdicas como 'Hipstory', un espectáculo lúdico-didáctico de Hip Hop, actuaciones del grupo musical 'The bròquil is over', una batucada con la 'Brincaderia' y castellers como muestra de la cultura local. También habrá una exhibición de 'graffitis' a cargo de Kapi y una zona de 'Food market' llamada 'Tapas GP' donde se podrán degustar varias tapas de conocidos cocineros catalanes.
Además de las ya clásicas actividades como la visita al 'Pit Lane', el 'Open Track' y la 'Kid's zones' habrá una exhibición de 'karting' con las futuras promesas del automovilismo.
En menos de dos semanas la categoría reina del automovilismo aterrizará en Barcelona después de las cuatro primeras carreras del mundial de Fórmula 1 --Australia, Baréin, China y Rusia--. La de Montmeló es ya una parada consolidada en España ya que lleva celebrándose desde hace 26 años en el trazado catalán, además de ser la única parada en España del Mundial.
"Que sean 26 años es algo muy destacable, tiene mucho mérito y es un hito mundial porque es el circuito donde más rato ruedan los Fórmula 1. Es el circuito preferido de los pilotos y es un referente mundial", apuntó el presidente del Circuit de Barcelona-Catalunya, Vicenç Aguilera.
De la Rosa dijo que hay muchos alicientes y es muy importante decir que no sólo es la Fórmula 1. "Tenemos a GP2 y GP3 y hay que potenciarlas porque necesitaremos recambios para Fernando Alonso y Carlos Sainz dentro de unos años. ¡Y que llueva! Porque tendremos más opciones para los pilotos de casa", indicó distendidamente De la Rosa.
A este Gran Premio llegarán con ventaja los pilotos de Mercedes, dominadores ya los últimos años. El piloto alemán Nico Rosberg encabeza la clasificación después de hacerse con todas las victorias hasta ahora y sumar 100 puntos, y en la clasificación de pilotos le siguen su compañero Lewis Hamilton y Kimi Räikkönen (Ferrari), con 57 y 43 puntos, respectivamente.
Para Fernando Alonso (McLaren), que va undécimo en la clasificación general, esta será su 15ª carrera en el Circuit de Barcelona-Catalunya y llegar tras poder puntuar en el último Gran Premio de Rusia. La otra baza española, el piloto Carlos Sainz (Toro Rosso), ya consiguió el quinto mejor tiempo en los entrenamientos de clasificación en este Gran Premio el año pasado. Completan la representación española en este Mundial los pilotos de desarrollo Carmen Jordá (Renault F1 Sport) y Marc Gené (Ferrari).
Las entradas para este año se pueden adquirir 'online' a partir de 55 euros por día o adquirir el abono para los tres días desde 130 euros en la zona de Pelousse (sin asiente numerado) o desde 225 euros en las distintas tribunas del trazado de Montmeló.