Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Sainz: "La gente cree que mi objetivo es ganar a Alonso y no lo es"

"Si no tuvieran confianza en mí yo ya estaría fuera de Red Bull"
El piloto español de Fórmula 1 Carlos Sainz (Toro Rosso) tiene claro que su objetivo en el Mundial de Fórmula 1 no es "ganar" a su compatriota y bicampeón del mundo Fernando Alonso (McLaren) pues no es su objetivo, asegurando que no ve "comparable" su 'STR11' con el 'MP4-31' del asturiano.
"La gente se cree que mi objetivo es siempre quedar por delante de Fernando Alonso y no lo es. Él tiene su coche e intenta hacer lo que puede con el suyo y yo tengo el mío e intento hacer lo que puedo", aseguró Sainz en una entrevista a Europa Press, previa al Gran Premio de España.
Sainz firmó un sexto puesto en la carrera disputada este domingo en el Circuit de Barcelona-Catalunya que es, además, su mejor posición en carrera en la Fórmula 1. El año pasado fue noveno en esta carrera, mientras que Fernando Alonso no pudo acabar ninguna de ambas carreras por problemas con su monoplaza, y también se mostró más rápido que el ovetense en las calificaciones del sábado.
"Si fuéramos compañeros de equipo sí sería un objetivo quedar por delante, pero teniendo coches diferentes al final dependemos cada uno de lo nuestro", reiteró el madrileño
El balance de puntos en el Gran Premio España desde que coinciden ambos es de 10 puntos para Carlos Sainz y ninguno para el asturiano. Sucede lo mismo si se mira la puntuación del pasado Mundial y lo que va de éste, tras las cinco primeras carreras disputadas; 30 puntos para el madrileño y 19 para Alonso.
"No me refuerza porque sé que si Fernando tuviese un coche para ganar un Mundial hubiese quedado por delante y también sé que si yo hubiese tenido un coche todavía mejor hubiera quedado todavía más por delante. No es comparable. Los puntos en un Mundial, si no eres compañero de equipo, no son referencia ni ningún tipo de halago", aseveró al respecto el de Toro Rosso.
Y es que Sainz "de verdad que no" mira esas estadísticas. "Da igual haber quedado por delante de Alonso porque llevamos coches diferentes. Si me llegas a decir hace cinco años que mi debut en un Mundial iba a ser con un Ferrari y él con un McLaren que está para hacer último pues no me hubiese afectado para nada saber que iba a quedar delante, porque sería lo normal. No depende de uno mismo esto", se sinceró.
Además, sigue estando "agradecido" a Alonso y contento por la relación que tienen. "Alonso cada vez me da menos consejos porque al final somos rivales en pista, pero seguimos teniendo una relación quizá un poco más personal que la que puedan tener el resto de pilotos de Fórmula 1 y siempre he dicho que le voy a estar agradecido por ello", recalcó.
"NO IMPORTA SER EL 'HIJO DE' PORQUE MI PADRE ES MUY GRANDE EN ESPAÑA"
Por otro lado, tras lograr esa sexta posición en Montmeló, el piloto patrocinado por Estrella Galicia 0,0 ya tiene ese "gran resultado" que buscaba para dar un paso adelante. "Red Bull sabe mejor que nadie lo que tienen en casa, las cosas que soy capaz de hacer y saben perfectamente la cantidad de cosas que me han pasado. Si no tuvieran confianza en mí yo ya estaría fuera de Red Bull", apuntó restando importancia a que Red Bull haya ascendido a Max Verstappen, ganador este domingo, y no a él, en la permuta con Daniil Kvyat.
Eso sí, el piloto español reconoce que todavía le falta hacer más para dejar de ser visto definitivamente como 'el hijo de Carlos Sainz'. "Falta un Mundial quizá, pero creía que con la llegada a la Fórmula 1 se me dejaría de ver como un 'hijo de'", comentó.
"A la Fórmula 1 no llega cualquiera, y menos de la mano de Red Bull. Sí que es verdad que quizá me haga falta llegar a un equipo grande y ganar un Mundial o quizá no, y siga siendo toda la vida el 'hijo de' porque mi padre es un personaje muy grande para España. Tampoco me importa", confesó.