Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

El Rayo Vallecano acaricia la salvación

El Rayo Vallecano acaricia la salvaciónFoto: EFE

El Rayo Vallecano se ha llevado la victoriaante el Granada (0-3) en un duelo que se decantó gracias a los goles de Saúl y Larrivey en la segunda mitad y que sirve para que los vallecanos se queden a un punto de certificar su permanencia en la Liga BBVA; y que obliga al cuadro nazarí a esperar una semana más para alcanzar los 40 puntos que le darían la salvación virtual.

Con esta nueva victoria, el conjunto de Paco Jémez se acerca a una salvación matemática que se podría dar esta jornada si el Getafe no gana su partido ante el Málaga. Con 43 puntos, los vallecanos se sitúan a 11 de los azulones --con 12 puntos por jugar-- y consiguen superar al Levante de Joaquín Caparrós en la clasificación, consolidándose entre los diez primeros de la clasificación a final de temporada.
Los madrileños saltaron al césped del Nuevo Los Cármenes con la idea clara de no regalar ni un punto en las últimas jornadas de la Liga. Los franjirrojos trataron de imponer su juego desde el pitido inicial, pero fue el granada el que logró hacerse con el control del esférico gracias a los continuos envites hacía la portería vallecana.
Durante los primeros 45 minutos el campo pareció estar volcado hacía la portería madrileña y los andaluces disfrutaron de las mejores ocasiones del encuentro. Aún así, los esfuerzos de los hombres de Lucas Alcaraz no fueron suficientes para batir un Rubén que veía como el gol local estaba cada vez más cerca.
A la vuelta de los vestuarios Brahimi se convirtió en el villano del Granada en apenas dos minutos. Primero, mandando el balón al larguero prácticamente con la portería vacía y después dejando a su equipo con diez por culpa de una amarilla por cortar absurdamente una contra rival.
Tras esta acción, los de Jémez se lanzaron al ataque y encerraron a un conjunto andaluz que comenzó a lamentarse de haber desperdiciado tantas ocasiones en la primera mitad. Con tanta insistencia, los madrileños consiguieron adelantarse gracias a un zurdazo de Saúl que Karnezis no pudo parar. Para colmo de los locales, Larrivey cuatro minutos después, cerraba el partido tras una gran jugada de toque de los hombres de Jémez.
Con estos dos tantos el partido perdió toda la intensidad y los jugadores se dedicaron a dejar pasar el tiempo hasta cumplir los 90 minutos. Para acabar de dar la puntilla al partido, Seba Fernández en el minuto 86 anotó el tercer tanto visitante. Así las cosas, este resultado no ayuda a un Granada que con 37 puntos tendrá que luchar hasta el final para saber si puede mantenerse una temporada más en Primera División FICHA TÉCNICA.