Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Griezmann: "Para estar bien en Milán hay que hacer antes dos partidos muy buenos"

El delantero del Atlético de Madrid Antoine Griezmann indicó que están "contentos por el final de temporada" que afrontan tras el pase del club rojiblanco a la final de la Liga de Campeones, un "partido más" que les enfrentará al Real Madrid, en el que no pensarán hasta que finalicen los partidos de Liga, competición en la que también están "ilusionados".
"Estoy muy contento por lo que acaba de pasar y por el final de temporada que tenemos, hicimos un esfuerzo tremendo defensivamente y en la parte ofensiva sabíamos que nos iba a tocar poco, así que con las pocas ocasiones intentamos hacer un gol. En la final lo daremos todo, sólo puedo decir a la afición que confíe en nosotros, queremos darlo todo y ganar, pero para estar bien hay que hacer dos partidos muy buenos en Liga", declaró el jugador del Atlético en la presentación de las nuevas botas 'Puma Evospeed Tricks'.
En ese aspecto, destacó que la "gente está contenta" de llegar una final que en su opinión "es un partido más" que les enfrentará al Real Madrid, deseando que se vea un "partido bonito". "Nos daba igual el rival, es una final, será bonito, para mí la primera vez por lo que intentaré disfrutar como siempre. Tampoco hay que meterse mucha presión, sino disfrutar e intentar ganar como lo hacemos siempre", agregó.
El internacional quiso zanjar la polémica levantada por el jugador del Bayern Múnich Arturo Vidal, que señaló el "juego feo" del equipo español en la semifinal de la Liga de Campeones. "Lo importante es que estamos en la final, da igual el fútbol que hagamos", sentenció.
Una final como la que se produjo hace dos años, cuando el equipo de Carlo Ancelotti ganó al de Simeone en Lisboa (4-1) tras una larga prórroga en la que Antoine Griezmann no estuvo, por lo que está la vivirá de "forma especial" al igual que sus compañeros, que tienen "ganas de vivir otra final en la que puede pasar cualquier cosa".
"Será un partido bonito y nosotros tendremos que estar a lo nuestro, a hacerlo bien y luego ya veremos. Tenemos que estar bien preparados y terminar bien los partidos de Liga para coger el ritmo, porque luego tendremos dos semanas sin competición y será largo", auguró.
El galo también se refirió al momento en el que anotó el gol que les permitió finalmente acceder a la final. "Cuando me quedé solo con el portero y por fin tuve una ocasión, Fernando (Torres) me la puso muy bien y ya no tuve tiempo para pensar, la abrí, luego la cerré y pasó por encima de su pierna", recordó.
Un encuentro en el que el cuadro colchonero salió derrotado (2-1) en el Allianz Arena y que tuvo la oportunidad de empatar y así evitar los últimos diez minutos de "sufrimiento" ante un penalti que falló Fernando Torres, una "lástima" para "el equipo y para él".
"SIMEONE ME HA HECHO MEJOR Y MÁS GOLEADOR"
No obstante, el delantero francés resaltó que no "deben despistarse" de la competición nacional, ya que "todo el mundo sueña con la Liga y con la 'Champions'", algo para lo que deben "ganar primero" al Levante y Celta, "dos partidos importantes". "Si sólo pensamos en la final vamos a fallar en las dos citas que tenemos", advirtió.
Finalmente, Griezmann aseguró que "no dudó" en el momento en el que le comunicaron que el Atlético estaba "interesado" en él, tanto "por el equipo que tenía" como por el "míster", Diego Pablo Simeone, un técnico que le hizo "mejor, más goleador" y del que "sigue aprendiendo" ya que le transmite "mucha confianza".
"Siempre te pide más, nunca quiere que aflojes, siempre estás en tensión durante los entrenos y los partidos y luego tiene las palabras necesarias para que lo des todo y estés implicados al cien por cien, por eso sabía que personalmente iba a mejorar y ayudar a una plantilla que tiene mucho nivel y mucho que dar. Mi objetivo era pelear por todo", concluyó.