Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Iker Casillas presenta una campaña digital de H&S como apoyo a la selección española para el Mundial

El portero del Real Madrid y de la selección española de fútbol, Iker Casillas, presentó este viernes la nueva campaña digital promovida por la empresa H&S, que servirá de apoyo a la selección española de cara al próximo Mundial de Brasil, una iniciativa que el meta mostoleño califica de "acierto", ya que será "divertido" y "gracioso" participar.
El acto, que tuvo lugar en el hotel Eurostars Madrid Tower, supuso la presentación del movimiento #abrazoaiker, campaña que comenzará el próximo 9 de abril y que permitirá a los aficionados apoyar al futbolista a través de las redes sociales con un comentario, un vídeo o una foto. Además, los participantes en este concurso podrán ganar un viaje a Brasil para presenciar el primer encuentro del Mundial, entre otros muchos premios.
El movimiento, que hace referencia a los "abrazos" como forma de apoyo, hizo recordar a Casillas los momentos afectivos más importantes que ha vivido sobre un terreno de juego. "Un abrazo que me di fue con César en 'Champions' en 2002, fue un momento difícil para mí pero maravilloso para el madridismo. Me acuerdo también de uno a 'Puyi' tras ganar el Mundial. Y si ganamos la Liga de Campeones, será para el primero que tenga cerca, será el que pague el abrazo más fuerte y emotivo", señaló.
Además, habló de la importancia que supone el aliento de los aficionados. "Siempre que cuando tu afición arropa al equipo es un plus que ganas en todos los partidos que juegas. Nosotros intentamos en cada partido ganar, aparte de por nosotros, también por la gente, que son los que más sufren y los que te intenta arropar en todo momento", concluyó.