Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Keylor Navas no estará en la Copa América Centenario por su lesión en el tendón de Aquiles

La Federación Costarricense de Fútbol (Fedefutbol) ha confirmado que el guardameta del Real Madrid Keylor Navas no podrá disputar la Copa América Centenario, que arranca este sábado y que se celebra en Estados Unidos, debido a una lesión en el tendón de Aquiles y que en su lugar entrará Danny Carvajal, portero del Deportivo Saprissa.
"Este lunes el departamento médico del Real Madrid, le comunicó al departamento médico de la Fedefutbol, que le habían realizado una resonancia magnética al portero nacional en el tobillo de su pie izquierdo. En la nota informan que Navas continúa con su tendinopatía aquílea crónica, por lo que recomiendan que suspenda la actividad para realizar una interconsulta a un especialista en ese tipo de lesión para un tratamiento definitivo", reza el comunicado emitido por la Fedefutbol.
Además, el organismo ha señalado que le han solicitado "imágenes de la resonancia" al Real Madrid para que fueran valoradas por los médicos de la selección, quienes corroboraron la lesión y coincidieron en que el jugador debe ser tratado en este momento. "Los médicos consideran que de no ser manejada con prontitud, el jugador puede sufrir una complicación mayor en su tendón de Aquiles", explica el comunicado.
Finalmente, desde la Federación Costarricense de Fútbol le han deseado a Keylor Navas "una pronta recuperación" y señalan que le esperan "para los próximos partidos amistosos".
El portero madridista disputó el pasado sábado los 120 minutos de la final de la Liga de Campeones, pero dos días después el club confirmó que padecía "una tendinopatía aquílea en su pie izquierdo", misma lesión que la sufrida en la vuelta de semifinales contra el Manchester City y que le apartó una semana de los terrenos de juego.