Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

París despliega camiones de basura privados para paliar la huelga durante la Eurocopa

Las autoridades francesas enviaron este viernes camiones privados para recoger los montones de basura apilados en las calles de París y dijeron a los huelguistas del sector público que no permitirán que se interrumpa la Eurocopa 2016.
Los ojos del continente están puestos en Francia, donde se esperan 1,5 millones de visitantes extranjeros para el evento deportivo que dura un mes y al que se sumará al menos otro millón de aficionados franceses.
"Toda la basura se limpiará, desde ahora, hoy", dijo la alcaldesa de París, Anne Hidalgo, añadiendo que unos 50 camiones fueron desplegados durante la noche y 30 más el viernes por la mañana para eliminar la basura que se acumula en la ciudad durante una huelga de los trabajadores de gestión de residuos. "Obviamente tardarán unos días", declaró.
Preocupado por el daño a la imagen internacional de Francia, el ministro de Transporte Alain Vidalies dijo que los conductores de trenes serían obligados a asegurar el transporte público para los aficionados si es necesario.
Ambos mandatarios hablaron horas antes del partido inaugural del torneo, que iba a mostrar la capacidad del país para celebrar con fluidez un evento deportivo internacional mientras todavía se recupera de los ataques mortales de noviembre en la capital.
"Si es necesario hacer un requerimiento (...) lo haremos", dijo Vidalies. "No habrá más negociación. Ya no hay motivos para continuar la huelga que no sean políticos", agregó.
La disputa se inició por los planes del Gobierno francés para hacer más fácil la contratación y los despidos dentro de una nueva ley laboral, la cual el primer ministro Manuel Valls ha reiterado que no retirará.
El personal público de gestión de residuos que ha estado en huelga durante días ha prometido continuar las protestas la próxima semana y los trabajadores de la empresa estatal de ferrocarriles SNCF estaban en huelga por décimo día el viernes.