Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

(Previa) España aspira a reconquistar su trono continental del fútbol sala

La selección española de fútbol sala comenzará este martes la reconquista del trono continental que dominó con mano de hierro hasta el Europeo de hace dos años, cuando ni siquiera pudo alcanzar la final al perder ante Rusia, aunque el objetivo se plantea de nuevo difícil para los de José Venancio López, afectados por las ausencias.
España afrontará en Belgrado la búsqueda de su séptima corona europea y continuar como el país más laureado del Viejo Continente meses antes de intentar recuperar otro trono, el mundial, de más difícil acceso por el potencial de Brasil, en el campeonato que acogerá Colombia entre septiembre y octubre y al que espera llegar como campeón de Europa.
Como ya sucediera en 2012, el combinado nacional tendrá ante sí un año cargado de retos y partirá una vez más en la primera línea de favoritos en ambas citas, pese a la obligada renovación que ha tenido que hacer Venancio López, que para este Campeonato de Europa ha vuelto a toparse con los problemas de lesiones.
Sin embargo, el caudal de talento del fútbol sala nacional sigue dando mimbres para que salgan jugadores que sean capaces de mantener el nivel competitivo y el 'hambre' de triunfos que tuvo esa generación dorada que le llevó a conquistar dos títulos mundiales seguidos (2000 y 2004) y cuatro continentales consecutivos de 2005 a 2012.
Pero, después de haberlo alargado de forma tensa y casi agónica en Croacia hace cuatro años, el idilio europeo se terminó finalmente en 2014 en Bélgica, donde por segunda ocasión en nueve ediciones, la hexacampeona de Europa no alcanzó la pelea por el título.
Rusia, que tuvo el título en la mano en Zagreb antes de dejarlo escapar en los segundos finales, se tomó la revancha y confirmó que era la gran amenaza con su mezcla de nacionalizados y oriundos, que pudieron con los de Venancio López tras una prórroga en las semifinales, emulando lo que había hecho Italia en 2003. La corona, en cambio y contra todo pronóstico, no fue finalmente para los rusos sino para la 'Azzurra', que tendrá ahora la responsabilidad de defenderla.
Todo parece que se jugará entre estas tres selecciones, más otra habitual como Portugal, que cuenta con el talento de Ricardinho como gran aval, o la anfitriona Serbia, que jugará la baza de su crecimiento y de jugar ante su siempre entusiasta público.
LA HUNGRÍA DE SITO RIVERA Y LA EXPERTA UCRANIA, PRIMEROS RIVALES
Para empezar, España abrirá el torneo contra la física Hungría, con un pivote peligroso como Zoltan Dorth y dirigida por un viejo conocido del fútbol sala nacional como Sito Rivera, que tratará de hacer que el siempre incómodo estreno lo sea aún más.
Después será el turno de la competitiva, aunque sin el brillo de antaño, Ucrania, frente a la que, en teoría, la doble campeona del mundo se debe jugar el primer puesto. Luego llegarán los cruces, con Portugal o Serbia como presumibles rivales, y con la actual campeona en el hipotético camino hacia la final.
De todo modos, el principal problema para Venancio López será el de recomponer un equipo que ha sufrido bajas importantes de última hora y que afectan a su 'esqueleto'. Antes del Europeo, el vasco ya sabía que contaría con uno de sus nuevos referentes, Sergio Lozano, y poco antes de la concentración perdió al también azulgrana Aicardo.
Los percances físicos han continuado y Adri (ElPozo Murcia), uno de esos jugadores 'diferentes' y talentosos, se lesionaba en la rodilla durante la concentración y decía adiós al campeonato, siendo sustituido por un novato como Andresito. Y con ya el equipo en Serbia, uno de los veteranos y claves en el esquema como Fernandao se lesionaba también y el seleccionador tenía que llamar de urgencia a Rafa Usín, campeón de Europa en 2012.
Además, otro de los más experimentados, el cierre Carlos Ortiz, no podrá ser de la partida en el debut ante los húngaros por un problema muscular sufrido en el amistoso ante Polonia. Aún así, España mantiene una de las mejores porterías (Juanjo, Herrero y Paco Sedano), jugadores de calidad contrastada como Pola, Lin, Miguelín o Raúl Campos y el descaro de Alex o Rivillos para seguir optando a todo.
--CALENDARIO DE ESPAÑA DE LA PRIMERA FASE DEL EUROPEO.
-Martes 2 de febrero.
ESPAÑA - Hungría 21.00/MEGA.
-Sábado 6 de febrero.
ESPAÑA - Ucrania 18.30/MEGA.