Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

El Real Madrid finaliza la pretemporada con una victoria (2-0) ante el Celtic de Glasgow

El Real Madrid terminó con victoria su último amistoso de pretemporada tras vencer con claridad y jugando a medio gas al Celtic de Glasgow en Filadelfia (2-0) y finaliza así su gira por Estados Unidos con cuatro victorias consecutivas.
De esta forma, el conjunto blanco encara el estreno liguero del próximo domingo ante el Valencia en el Santiago Bernabéu con un balance en los partidos de preparación de cinco triunfos y una derrota, la sufrida ante el Benfica.
El escenario del duelo entre los blancos y el equipo escocés resultaba extraño. El 'Lincoln Financial Field' no ocultaba su naturaleza de estadio del fútbol americano y las líneas del campo dedicadas a este deporte aún se adivinaban. Esa circunstancia no molestó a un Real Madrid que enseguida tomó las riendas del partido.
Los de José Mourinho dispusieron de las primeras ocasiones, mientras el Celtic se limitaba a esperar a que un 'error' merengue le permitiera llegar a la portería defendida por Adán. Un balón muerto tras una ocasión de Higuaín fue aprovechado para que José Callejón adelantara al conjunto madrileño.
Tras el gol, el partido era plácido para el Madrid y, si bien los escoceses trataron de imprimir velocidad a sus acciones, lo hicieron de forma precipitada y sin mucho Xabi Alonso era dueño y señor del centro del campo y se jugó al ritmo sosegado que quiso el tolosarra. Los merengues no sufrieron ningún tipo de incomodidad en una olvidable primera parte sin mucho que contar más allá del tanto.
SEGUNDA PARTE DE PRUEBAS Y TRANQUILIDAD
El partido no dio indicios de cambio al comienzo de la segunda mitad. José Mourinho dio entrada a tres jugadores tras el descanso y poco después hizo otros cinco en una clara señal de que este encuentro era un mero ensayo para lo que acontecerá a partir de la semana que viene.
Una gran jugada de Benzema no fue aprovechada por el galo para hacer el segundo, pero minutos después el propio Benzema bajó a la perfección gran pase de Özil y definió con tranquilidad ante el portero del conjunto escocés.
A veinte minutos para el final, Mourinho volvió a sacar a Sahin de lateral izquierdo en lo que parece un mensaje de que no contará con el futbolista turco en su puesto natural de mediocentro. Un jugador del Celtic cayó al suelo tras un choque fortuito con el mencionado Sahin y tuvo que abandonar el terreno de juego inmovilizado en camilla cuando ya daba síntomas de recuperación.
Por último, Di María dejó el detalle técnico del final del partido tras realizar un remate de rabona. No hubo tiempo para más y al Real Madrid le bastó con jugar con un perfil bajo para imponerse a un débil Celtic de Glasgow.