Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Carlos Soria intentará hacer cumbre esta primavera en dos 'ochomiles' con 77 años

El veterano alpinista Carlos Soria y el resto de la Expedición BBVA viajarán el próximo 25 de febrero hacia Nepal para afrontar, con 77 años, esta primavera el doble reto de coronar el Annapurna (8.091 metros) y el Dhaulagiri (8.167), dos de los tres ochomiles que le faltan para completar las 14 montañas más altas del planeta.
"Creo que este año vamos a tener suerte, esperemos que sí. Son dos montañas bastante complicadas, sobre todo el Annapurna, pero vamos a intentarlo como siempre con muchas ganas y este año lo vamos a conseguir", comentó el montañero abulense.
Carlos Soria se podría convertir así en la persona de más edad en lograrlo y estaría a un paso de completar los 14 ochomiles, a falta de hollar la cumbre principal del Shisha Pangma.
En primer lugar, el veterano alpinista intentará la cumbre del Annapurna. "Tengo ganas de enfrentarme otra vez con el Annapurna y ver en qué condiciones está, cómo está la nieve. Creo que este año vamos a tener suerte, esperemos que sí", afirmó. El año pasado, el mal tiempo y las fuertes nevadas truncaron las posibilidades de hacer cumbre.
"Este año iremos pronto, muy al principio de la temporada, porque pensamos que podemos tener más opciones, apuntó Soria, que antes de llegar al Campo Base del Annapurna hará una marcha de aclimatación por el valle del Khumbu.
"Estaremos 3 días en Katmandú preparando el material y desde allí volaremos a Lukla para hacer unos días de aclimatación. Tenemos intención de subir al Island Peak (6.189 m) que nos viene muy bien para ir aclimatando", aclaró.
En caso de lograr la cumbre del Annapurna, la Expedición BBVA se desplazará al Dhaulagiri. "Si todo sale bien, después iremos al Dhaulagiri. Están relativamente cerca. Son dos montañas bastante complicadas, sobre todo el Annapurna, pero vamos a intentarlo como siempre con muchas ganas", indicó.
REGRESO AL HIMALAYA TRAS EL TERREMOTO
La expedición tendrá un especial significado para Carlos Soria, ya que volverá tras el terremoto que sacudió Nepal en 2015. "El terremoto del año pasado fue un golpe duro para todos. Pero hay que seguir viajando a Nepal, el turismo y las expediciones son una importante fuente de ingresos para ellos", afirmó.
Además, Carlos Soria colabora con la asociación Ayuda Directa Himalaya (www.ayudadirectahimalaya.org), creada por su compañero de expedición Luis Miguel López. Carlos Soria y Luis Miguel López organizaron el pasado otoño un 'trekking' solidario para recaudar fondo para la asociación.
Con más de 50 expediciones a sus espaldas, Carlos Soria se enfrenta a uno de los mayores retos de su carrera. Actualmente, se encuentra en el Centro de Alto Rendimiento (CAR) del Consejo Superior de Deportes (CSD) en Sierra Nevada para entrenarse en altura antes de partir el 25 de febrero hacia Katmandú.