Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Croacia se impone con autoridad a Italia y se cuelga el oro por primera vez en su historia (8-6)

La selección croata de waterpolo se ha colgado por primera vez en su historia la medalla de oro en estos Juegos Olímpicos de Londres, tras vencer a Italia en la final (8-6), y ocupa así el lugar de campeón olímpico que Hungría sostenía desde Sidney 2000.
Los croatas, que han conseguido la victoria en todos los partidos de este torneo, volvían a una final olímpica dieciséis años después, tras el oro perdido en Atlanta 1996 ante la España de Manel Estiarte. Italia, por su parte, de menos a más en estos Juegos, llegaba al Waterpolo Arena de Londres en busca de su cuarto metal dorado.
Aunque comenzara bien la final para los italianos, que se ponían por delante en el marcador con los goles de Valentino Gallo y Maurizio Felugo, ambos en un ataque con superioridad, Croacia despertó en el segundo cuarto y comenzó la remontada en busca del que sería su primer oro. Basada en una férrea defensa, el equipo liderado por su máximo goleador, Maro Jokovic, fue demasiado para Italia.
Tras los primeros 16 minutos, Croacia se marchaba al descanso por delante en el marcador y, tras la reanudación, los hombres de Ratko Rudic ponían la directa y anotaban cuatro tantos consecutivos que abrían brecha y decantaban la balanza de la final a su favor.
Con el octavo y último tanto definitivo de Sandro Sukno, Italia aprovechaba el único momento de relajación en el torneo de la dura defensa croata, y maquillaba el marcador para dejarlo en el definitivo 8-6 con un último tanto de Felugo, que lograba el 'hattrick', y cerraba así sus grandes Juegos con un sobresaliente papel en esta final.