Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Francisco Blázquez: "La desaparición del Atlético de Madrid nos abrió los ojos a todos"

El presidente de la Real Federación Española de Balonmano (RFEBM), Francisco Blázquez, ha reconocido que "la desaparición del Atlético de Madrid abrió los ojos a todos" los estamentos del balonmano español, abriendo un proceso de negociación que ha culminado en el nuevo convenio que entrará en vigor la próxima temporada y que este martes ha presentado junto con el presidente de ASOBAL, Eduardo Coll, y con el representante de la Asociación de Jugadores de Balonmano (AJBM), Claudio Gómez.
"Ojalá dentro de unos años nos podamos vanagloriar del éxito que hemos tenido con este convenio. Que sea un alarde de gestión, responsabilidad y retorno a los clubes, que sois los verdaderos protagonistas del balonmano español. Somos una gran familia y tener discusiones dentro de una familia es normal, pero que sirvan para construir, no para destruir. Este acuerdo parte de la desaparición del Atlético, que nos abrió los ojos a todos de cuánto debíamos trabajar para mejorar esto", explicó Blázquez sobre un acuerdo que se firmará el 9 de febrero, cuando la asamblea de la RFEBM lo apruebe.
Tras recordar la "excepcional medalla de bronce" cosechada el pasado domingo por la selección española en el Europeo, el presidente se refirió al convenio, recordando que "en el pasado" no encontraban "un camino de coherencia" entre las tres partes implicadas (federación, clubes y jugadores) y que "ha tenido que venir el CSD (mediador del convenio) para alumbrar el camino y que todo el balonmano español vaya cogido de la mano".
"Estoy convencido de que va a ser así. El balonmano español está en la élite y necesitamos ir unidos RFEBM y ASOBAL bajo el paraguas de nuestro padre, el CSD. Tras muchas jornadas de trabajo hasta altas horas de la noche en el desarrollo del convencido, que iniciamos sin mirar hacia atrás y pensando solo en el futuro", apuntó Blázquez sobre el acuerdo que estará vigente desde la próxima temporada y hasta el 1 de julio de 2017.
Idéntico mensaje de unión quiso transmitir el presidente de ASOBAL, Eduardo Coll, recordando que "el balonmano español está en el 'top cinco' del balonmano mundial". "Somos un país de referencia y eso nos obliga a realizar esfuerzos trabajando conjuntamente con la federación y los jugadores. La federación está haciendo esfuerzos enormes. Faltan unos flecos poco importantes por solucionar, pero estoy seguro de que llegaremos a un acuerdo final", confió el dirigente, quien también quiso olvidar el pasado.
"El balonmano hasta ahora tenía problemas, la economía de los clubes no está en su mejor momento, pero están cambiando muchas cosas y debemos ser positivos. Los clubes también están haciendo grandes esfuerzos por contener el gasto y promocionar el balonmano. Queremos que este convenio sea un éxito. Estar en ASOBAL también debe proporcionar beneficios para los clubes", reclamó.
CARDENAL: "SOIS UN EJEMPLO PARA OTROS DEPORTES".
Por su parte, Claudio Gómez, representante de los jugadores, lamentó la "situación que se viene repitiendo desde hace tiempo" en el balonmano español, marcada por "continuas irregularidades en la Liga de impagos y problemas con la Seguridad Social", añadiendo que, a partir de ahora, su "discurso debe centrarse en el futuro con rigor".
"Estamos dispuestos todos a colaborar en la Comisión Paritaria con la máxima exigencia y el objetivo de que no se repitan los problemas de los últimos años. Somos bastante comprensivos y entendemos que los clubes se han visto obligados a cambiar su sistema de financiación, ya no pueden nutrirse de la instituciones públicas. Si esta Comisión es rigurosa y los presupuestos se ajustan en la realidad, podremos conseguir lo que no hemos conseguido hasta hoy. Siempre hemos dicho que queremos control económico, por lo tanto colaboraremos en esta iniciativa", concluyó.
Cerró el acto el presidente del CSD, Miguel Cardenal, que pidió "aprovechar esta oportunidad para situar al balonmano español en un lugar muy destacado dentro del panorama del deporte nacional". "Hacía falta que aparecieran personas con el talante positivo y negociador para poner el balonmano por encima de todo Y esas personas están aquí, lo han explicado en sus intervenciones de manera inmejorable. Os podéis mostrar como un ejemplo para otros deportes", agradeció Cardenal a sus tres compañeros de tribuna en la sede del organismo en Madrid, con numerosos directivos de los clubes ASOBAL entre el público.