Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Jessica Vall, octava en la final de los 200 metros braza

La nadadora española Jessica Vall no ha podido conseguir medalla y ha finalizado en el octavo lugar en la final de los 200 metros braza del Campeonato del Mundo de Budapest, en una prueba que se adjudicó la gran favorita, la rusa Yuliya Efimova con un tiempo de (2:19:64).
Vall, que defendía el bronce logrado hace dos años en Kazán, nadó una buena final, pero terminó sin opciones ante el gran nivel de sus oponentes. La catalana paró el cronómetro en 2:23:29, fue sexta en la segunda 'piscina', pero sufrió el ritmo infernal de Lilly King, que nadó en la calle ocho justo a su lado.
La americana, que finalmente acabó cuarta, metió un ritmo brutal a la carrera que solo pudo seguir el podio. A Vall le favoreció en primera instancia, pero posteriormente no pudo dar caza a ninguna de sus rivales. La catalana realizó un gran esfuerzo, pero no hubo manera de recuperar posiciones.
En primer lugar acabó la rusa Efimova --dueña de dos récords mundiales en piscina corta-- y no dio lugar a las dudas para subir al primer escalón del podio por delante de la estadounidense Bethnay Galat (2:21:77), medalla de plata, y de la china Jinglin Shi (2:21:93), bronce.
Jessica Vall ya fue séptima en la final de los 100 braza, disputada el pasado martes, y cerró su concurso este viernes en el doble hectómetro. El tiempo de la barcelonesa (2:23:29) se quedó a menos de un segundo del récord de España que también está en su poder (2:22:56) desde hace más de un año.
ÁFRICA ZAMORANO SE QUEDA EN SEMIFINALES.
Por su parte, África Zamorano no pudo superar las semifinales en los 200 metros espalda al finalizar con el séptimo tiempo de su serie y el décimo del global. La barcelonesa, de apenas 19 años, dio la talla en una prueba que estuvo liderada por la estadounidense Kathleen Baker (2:06:82) seguida de la húngara Katinka Hosszu (2:07:30).
La nadadora del CN Sant Andreu, bronce de la distancia en los Juegos de la Juventud de 2014, detuvo el cronómetro en 2:09:70 quedándose a menos de tres centésimas de un sitio en la final. A excepción de dos de las ocho finalistas, la española fue la más joven del 'top ten'.