Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

La planta de General Motors España en Figueruelas logra alcanzar la categoría de 'vertedero cero'

La planta de General Motors España en Figueruelas (Zaragoza) ha conseguido el reto de alcanzar la categoría de 'vertedero cero', reafirmando su compromiso con el medioambiente a través del reciclaje, reutilización o trasformación en energía de los residuos generados en sus operaciones diarias, evitando que vayan al vertedero. Este es un paso más de la factoría española de GM en su compromiso con el entorno natural y la sostenibilidad.
"Nuestro movimiento hacia el 'vertido cero' forma parte de nuestra cultura de mejora continua en nuestras instalaciones a nivel global", ha asegurado el vicepresidente ejecutivo global de Manufacturas, Jim DeLuca.
"Además de permitirnos hacer que nuestras operaciones sean más eficientes y ayuden a conservar los recursos naturales, también nos hace capaces de reinvertir los recursos generados del reciclaje en futuros vehículos para nuestros clientes", ha subrayado.
Para conseguir este logro, ser una planta con estatus 'vertedero cero', GM España ha tenido que adaptar su proceso de fabricación con nuevas tecnologías y métodos de trabajo. Dos han sido sus principales cambios más recientes: reducir el consumo de disolvente en la planta de pintura, consiguiendo reutilizar un 80% del mismo, y adicionalmente convertir lodos en abono para el campo (la planta de Zaragoza aprovecha los lodos del tratamiento de sus aguas residuales para, a través de su compostaje, poder constituir el sustrato de fertilizantes).
Uno de los mayores retos de General Motors España para ser una planta 'vertedero cero' ha sido encontrar un gestor de residuos cercano que hiciera más eficiente el transporte y tratamiento de sus lodos de pintura y poderlos utilizar para generar electricidad, ha detallado la compañía en una nota de prensa.
Una "larga lista" de empresas y proveedores han contribuido a que la factoría aragonesa de GM lograra reducir sus residuos y alcanzara una tasa elevada de reciclado. Entre ellos, destaca la contribución de la empresa Saica Natur, con la que colabora desde 2008 y que ha sido clave para que, tras muchos esfuerzos conjuntos, la planta de GM España obtuviera la acreditación de planta 'vertedero cero'.
Saica Natur está comprometida, entre otros, con mejorar la eficiencia en la gestión de residuos de la fábrica de GM España proporcionando medidas y soluciones ambientales innovadoras. Bajo el prisma de la economía circular, aporta distintas soluciones, vía reciclaje o valorización energética, que permiten reintroducir en el proceso productivo materiales que hasta hace poco se desechaban.
OBJETIVOS DE SOSTENIBILIDAD.
Con este nuevo logro, la planta de GM/Opel en España apoya uno de los objetivos de sostenibilidad establecido por General Motors: conseguir que el cien por cien de las plantas de manufacturas y que el 25 por ciento de las plantas no manufactureras sean vertedero cero para el año 2020.
La directora ejecutiva global de Cumplimiento Ambiental y Sostenibilidad de General Motors, Mari Kay Scott, ha visitado la planta española junto con los máximos responsables de gestión integral, cumplimiento ambiental y sostenibilidad de GM y Opel, en reconocimiento de este nuevo logro de la factoría aragonesa, el esfuerzo de su plantilla y en agradecimiento a Saica y al Gobierno de Aragón por su apoyo.
"Lograr la excelencia en la gestión ambiental y energética requiere que se involucre toda la organización, hecho que ha quedado patente para la planta de Zaragoza al conseguir este nuevo reto", ha declarado Mari Kay Scott.
"El objetivo primordial es no generar ningún tipo de residuo. Hasta lograrlo, haremos todo lo posible para asegurarnos de que nuestros residuos no terminen enterrados. Desde trabajar junto con nuestros proveedores en proyectos especiales para reutilizar embalajes, hasta aplicar las mejores lecciones aprendidas en todas nuestras plantas y, así, tener un gran impacto positivo", ha resaltado.
"MUY ORGULLOSOS".
El director general de GM España y director de Planta, Antonio Cobo, ha comentado que, "con el compromiso que nos caracteriza, hemos alcanzado un importante objetivo de nuestra política medioambiental. Estamos muy orgullosos de que ninguno de los residuos que genera la planta de GM en España vaya a vertedero".
En este sentido, ha detallado que "desde 2012 se han reciclado más de 3.478 toneladas de residuos, de estas 1.383 toneladas sólo en el pasado año. Esto es un ejemplo de cómo podemos contribuir a cuidar nuestra tierra y construir un mañana mejor para nuestros hijos".
La compañía recientemente recibió el premio Aragonés de Responsabilidad Social Empresarial, galardón que fue otorgado por primera vez en 2013 por el Gobierno de Aragón, reconociendo a las empresas que demuestran su compromiso con la RSC diariamente.
Junto a la planta de Figueruelas, GM ha anunciado otras diez plantas que se suman a las ya existentes y catalogadas como 'vertedero cero', que no envían residuos a vertedero. Con la incorporación de estas once plantas, incluida la aragonesa, General Motors evita la emisión del equivalente a más de 600.000 toneladas métricas de CO2. Esto es comparable a la mitigación de gases de efecto invernadero que se consigue con la plantación de 15 millones de árboles durante 10 años, ha afirmado GM.