Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Honda alcanzará una cuota del 1,5% en España con la llegada de sus nuevos modelos

La firma automovilística japonesa Honda podría alcanzar una cuota de mercado en España del 1,5% con la introducción de su nueva gama de modelos, entre los que destacan la renovación del Civic, que llegará en 2017, y el CR-V, según indicó el presidente de Honda para los mercados de España y Portugal, Marc Serruya.
En declaraciones a Europa Press en el Salón de Ginebra, Serruya indicó que en la situación actual, la compañía trabaja para lograr una penetración en el mercado español de alrededor del 1% y recordó que el récord de cuota en España se logró en 2007, antes de la crisis económica, con un 1,8%.
El directivo afirmó que para el año que acaba de comenzar su previsión de matriculaciones en España contempla comercializar unas 10.000 unidades, lo que se traducirá en una progresión de más del 28% si se compara con las cerca de 7.800 unidades entregadas en el ejercicio precedente.
Serruya explicó esta mejora comercial prevista para 2016 en España principalmente por el volumen que aportará el nuevo HR-V, aunque también puso de manifiesto la contribución que harán al resultado comercial del conjunto del año el CR-V y también el Civic, aunque la versión renovada, presentada en Ginebra, se lanzará en enero del año que viene.
Por otro lado, el máximo responsable de Honda en España y Portugal destacó la evolución positiva experimentada por la rentabilidad de los concesionarios de la marca en el mercado español, que pasó de una cifra cercana al 0% sobre facturación, al 1,2% al cierre del año pasado.
"Hemos mejorado mucho la rentabilidad de nuestros concesionarios, no por el volumen de ventas, sino por la eficiencia de las ventas y por la atención a los clientes", aseguró el directivo, que añadió que 2017 será el año de "pegar" fuerte en términos de ventas y de cuota, gracias a la llegada del nuevo Civic.
En cuanto al conjunto del mercado, Serruya apuntó que las previsiones contemplaban que las matriculaciones en España iban a crecer en los primeros compases del año y resaltó que esta ralentización de las ventas de automóviles es consecuencia de la situación de incertidumbre política que hay en España.
Así, afirmó que los clientes que quieren comprar un vehículo están ralentizando la concreción de la compra hasta que no se aclare el panorama político y aseguró que el mercado automovilístico nacional está recayendo, ya que los pedidos están cayendo y las matriculaciones de febrero y marzo corresponden a operaciones cerradas hace meses.