Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Volkswagen Navarra aumenta en 5.200 coches la producción para 2016

Prosigue la negociación entre dirección y comité sobre la posible llegada del segundo modelo a la fábrica de Landaben
Volkswagen Navarra ha aumentado en 5.200 coches el programa productivo previsto para 2016, dejando el volumen anual en un total de 280.135 unidades del Polo.
Así lo ha comunicado la dirección al comité de empresa en una reunión celebrada este lunes en la que también han continuado las negociaciones entre las dos partes para lograr un acuerdo que permita la llegada del segundo modelo a la fábrica de Landaben.
La sección sindical de UGT ha considerado en un comunicado que el aumento de producción es "muy positivo, teniendo en cuenta cómo empezamos el año y el progreso ascendente que lleva el programa productivo".
En la cita, en la que se ha tratado el calendario definitivo de abril y provisional de mayo, se ha constatado que de los cuatro días de bolsa que había pendientes de cubrir queda ya sólo pendiente uno. Además, está pendiente el tratamiento de los siete días situados en los meses de agosto y septiembre. También quedan pendientes de colocar los cuatro días de jornada industrial que estaban situados después de Semana Sana y que fueron modificados.
Sobre estos días de jornada industrial, UGT ha presentado dos planteamientos. En primer lugar, situar tres de los cuatro días en la semana 33 (16, 17 y 18 de agosto) y el que sobra en uno de los días del puente foral. En segundo lugar, utilizar los cuatro días para cubrir viernes de los marcados en los meses de agosto y septiembre, quedando a cargo de la empresa los otros tres restantes y evitando así solicitar un ERE colectivo, garantizando que si la producción anual por cualquier motivo fuese a la baja, la plantilla no cargará con bolsa negativa.
En cuanto a la negociación sobre el segundo modelo, UGT ha trasladado que, tras analizar la propuesta de la dirección, está en disposición de alcanzar un acuerdo en líneas generales, a excepción de lo relativo al mantenimiento de las tablas salariales para el año del lanzamiento.
Según esta sección sindical, para llegar a un acuerdo se debería producir un pago del 50% del IPC en el año en que se realice el lanzamiento, consolidando el 100% en tablas y manteniendo el poder adquisitivo de los trabajadores.
La dirección de la empresa ha contestado que estudiará estos planteamientos y dará respuesta en una reunión prevista para este martes a partir de las 11 horas.