Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Los siete participantes de la VOR miden fuerzas en la primera costera en Alicante

La playa del Postiguet en Alicante será el escenario este sábado de la primera regata oficial de la Volvo Ocean Race, la Vuelta al Mundo con escalas, una 'in-shore' que guarda diferencias con las de años anteriores y que servirá a las siete embarcaciones para ir afinando su puesta a punto de cara a la primera etapa del día 11 con destino a Ciudad del Cabo.
En relación a anteriores ediciones de la 'VOR', las costeras no serán puntuables en esta ocasión para la clasificación general, aunque sí servirán para realizar hipotéticos desempates al final de la regata, por lo que seguirán siendo importantes.
En la anterior edición suponían el 20 por ciento de la puntuación final, pero ahora tendrán su propia clasificación y habrá un trofeo para el vencedor en un sistema de puntuación similar al de otras competiciones de vela, con las embarcaciones sumando los puntos en relación a su puesto (el primero un punto y el séptimo 7), por lo que el que menos tenga será el ganador.
La salida está prevista a las 14.00 horas, hora en la que 'MAPFRE', el 'Team Brunel', el 'Team SCA', el 'Abu Dhabi', el 'Dongfeng', el 'Team Alvimedica' y el 'Team Vestas Wind' empezarán la pelea en un recorrido de unos 60 minutos de regata Barlovento-Sotavento en las inmediaciones de la playa alicantina, donde se espera haya más viento que este vienes, donde su ausencia alteró el entrenamiento oficial.
"Ahora las costeras son más espectaculares. Al principio duraban tres horas y media, pero este año no se alargarán más de una. Más cortas, y más cerca de la costa. Queremos llevar la regata a las playas", señala al respecto Jack Lloyd, director de la Volvo Ocean Race.
"Las costeras pueden ser importantes al final, ya que, en caso de empate, el desempate lo decidirá el resultado de las In-Port. Aunque antes ya puntuaban menos que una etapa, creo que es lo justo para una regata de vuelta al mundo. Pero en cierto modo, siguen puntuando y por lo tanto hay que hacerlo lo mejor posible", señaló al respecto Iker Martínez.
Para la primera 'in-shore', el navarro cree que en su caso "va a ser más bien una cuestión de hacerlo bien, sobre todo por el equipo y el patrocinador". "Hemos llegado con prisas, pero ya tenemos nuestro patrocinador, que es MAPFRE, el equipo es nuevo y queremos hacerlo bien por todos. Quedar en la mitad de flota no estaría nada mal", apuntó en declaraciones facilitadas por el equipo español.
"En la edición anterior hubo muchísima gente y nos sentimos muy arropados. Es obvio que para la gente va a ser fantástico, como siempre. El campo de regatas está cerca y se puede ver desde tierra y los que pueden salen en barco a verlo. Creo todos vamos a disfrutar", añadió el patrón del 'MAPFRE'.
El equipo español competirá con una tripulación formada por los españoles Iker Martínez, Xabi Fernández, Antonio Cuervas-Mons y Carlos Hernández, los franceses Michel Desjoyeaux, Nico Lunven y Anthony Marchand, y el brasileño André Fonseca, además del argentino Francisco Vignale, reportero a bordo.