Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

‘AR‘ muestra los entresijos del debate

Los representates llegaron con fuerzas y ganas al debate, la salida, sin embargo, tras dos hora y media de duración fue muy diferente. Ninguno de los portavoces quiso contestar a las preguntas de los periodístas, excepto Rivera, que lanzo un gesto de positividad dando a entender que todo había ido bien. Iglesias expresó sus ganas e ímpetu por hablar con Rajoy y Sánchez, de la mano de su mujer, también parecía llegar seguro y con ganas.