Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Rebeca: "Me siento muy orgullosa de mi papel"

Con su inseparable Rosita en brazos, Rebeca llegaba dispuesta a demostrar que su pequeña compañera de aventuras es algo más que una muñeca. La concursante más 'polifacética'ha explicado que no ha hecho ningún papel.
Dos por uno. Rebeca y su querida Rosita hacían su aparición para demostrar que ellas son así: únicas, inimitables y 'polifacéticas', no bipolares. Cansada de escuchar que ha estado haciendo un papel en la casa, Rebeca se sentaba en el plató de AR con su muñeca en brazos y empezaba fuerte. "Me siento muy orgullosa de mi papel. He sido siempre yo hasta la última semana que me tocaron... "
Las duras palabras de Arturo en la casa no han sentado nada bien a la concursante que arremetía contra su ex compañero. "Si yo me entero de que un compañero toma pastillas para la mente trato de ayudarle. No voy por ahí diciendo que es tripolar..."
Muy a la defensiva, Rebeca intentaba contestar a todas las acusaciones que los colaboradores de AR y finalmente reconocía que la última semana había sido un paripé obligada por las circunstancias que estaba viviendo dentro de la casa. "La audiencia no ha sido inteligente y el papel lo he hecho, pero sólo la última semana. Cuando Arturo dijo que soy tripolar empecé a hacer el papel."
Su estancia en la casa
Sus críticas, su comportamiento y sus enfrentamientos con los concursantes han dado mucho que hablar en estas semanas. Aunque sus filias y sus fobias han sido más que evidentes en este tiempo, Rebeca ha asegurado que no pertenecía a ningún grupo. "Al principio no estaba en ningún bando. El lado oscuro tenía estrategias y ese juego no me gustaba me sentía incómoda. Es imposible que me cambie de bando cuando estoy nominando a Arturo y del otro bando a Nagore. Los bonitos del principio ahora son los malos" afirmaba Rebeca.
"Tengo 28 años y quiero mucho a mi Rosita"
Si su relación con los grandes hermanos ha dado mucho que hablar, su relación con su pequeña Rosita no ha sido menos.
Rebeca entró en la casa acompañada por una muñeca que de pequeña le había regalado su hermana. Nos la presento como Rosita, su hija, una muñeca inocente y a la que Rebeca contaba todos sus secretos. 
La presencia de Rosita alteró la convivencia en 'GH'. Los concursantes la convirtieron en objeto de sus bromas y Rebeca no llevaba nada bien las vejaciones a su niña, una persona muy especial para ella. "Yo siempre he tenido a Rosita en mi casa, la veo por las noches y le cuento mis cosas, me desahogo." ha afirmado Rebeca que tampoco ha dudado en reconocer que no siempre lleva en brazos a su pequeña. "Nunca la llevo encima porque me voy temprano me voy a trabajar y estudiar..."
Las imágenes de las bromas a Rosita han perturbado a Rebeca que se ha visto obligada a ocultar a su muñeca ante tales imágenes. "Le tapo los ojos para que no vuelva a verlo, para que no se traumatice otra vez."
Inexplicable para el resto de los mortales, la relación ha provocado más de un comentario que no ha gustado nada a la 'mamá'. "La gente que no tiene amor no puede entender que quiera tanto a mi muñequita. Yo respeto a la gente y la gente a mi no me respeta."
Ganar 'Gran Hermano'
Antes de entrar en 'Gran Hermano', Rebeca confesaba que quería el dinero para independizarse. "Yo quiero un montón a mis padres pero tenemos nuestras diferencias. Mis padres se pelean y a los cinco minutos se arreglan. A mi no me gustan los gritos." 
La motivación económica era importante pero no basta. "Para entrar en esa casa hay que estar loco y yo he salido más loca", ha afirmado Rebeca, que en ningún momento se ha visto ganadora. "He dicho que quería ganar pero no que fuera a ganar".
Rebeca y los chicos
Inocente en apariencias, unas fotos de Rebeca en sujetador desvelaron que la concursante no era tan 'buena' como quería aparentar. Sin embargo, Rebeca no le ha dado mayor importancia. "Son fotos de una fiesta de hace un año".
Por supuesto, la gran hermana ha dejado claro que su vida es como la de cualquier otra chica. "Yo tonteo con los chicos, me divierto y me lío con quien quiero."
El futuro
Aunque de apariencia fragil e infantil, Rebeca es licenciada en Empresariales y su futuro parece que se orientará en ese sentido. "Cuando acabe todo estó iré a Londres a perfeccionar mi inglés y terminar mi master de Dirección Financiera".
Sin embargo, antes de que eso suceda aún queda algo de tiempo y Rebeca no descarta nada. "A partir de ahora estoy aquí y a lo que salga y como soy tan buena actriz..." Lo que ocurrirá tras su paso por 'Gran Hermano' nadie lo sabe. Si nos sorprenderá o no con un posado en Interviú el tiempo y el dinero lo dirán, pero lo que descarta totalmente es un posado junto a su muñeca. "El posado de Rebeca depende del dinero, a Rosita nunca la veremos".