Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Dos mujeres acuchilladas en Barcelona y Asturias

La lista negra de mujeres asesinadas por violencia de género no deja de engrosarse. Después de la fatídica jornada del pasado martes 26, en la que morían 4 mujeres a manos de sus maltratadores, la madrugada del pasado domingo nos dejaba una nueva víctima en Igualada (Barcelona), que fallecía tras haber sido abandonada con una herida de arma blanca. Asimismo, otra mujer permanece hospitalizada en Langreo, tras haber sido acuchillada por su marido.
Sobre las 04.00 horas de la madrugada del domingo, un trabajador del Hospital de Igualada avisaba a los Mossos al ver a una mujer malherida que estaba tumbada en un banco, justo delante del centro hospitalario .La mujer presentaba una herida de arma blanca y, pese a los numerosos intentos por reanimarla, fallecía horas después.
Agentes de los mossos, en colaboración con la policía local de Santa Margarida de Montbuí, pudieron identificar a la ex pareja de la mujer y a otro joven que, al parecer, habían abandonado a la víctima. Los arrestados son Jaime B.A, de 29 años, ex pareja de la víctima con tres antecedentes policiales, e Iván L.G, de 27 años, con un antecedente policial, ambos de nacionalidad española y vecinos de Igualada. La policía intenta esclarecer, cual de los dos fue el autor de los hechos, y cual su encubridor.
Además, en la localidad asturiana de Langreo, era acuchillada otra mujer por su pareja de 74 años de edad, que al parecer, sufre problemas mentales desde hace años. Por suerte, el desenlace no ha sido fatal en esta ocasión, aunque la mujer permanece hospitalizada por diversas heridas superficiales.
Por su parte, la familia de Laura M.I, una de las víctimas mortales del apellidado como 'martes negro', está en España para repatriar su cadáver. La mujer de 22 años y origen boliviano fallecía el pasado martes en su domicilio de la calle Salitre número 43 de Madrid, por tres heridas incisas de arma blanca. Su padre Teodoro y su hermana Tatiana, están convencidos de que Laura solo pretendía ayudar a su amigo con sus problemas con el alcohol. Ahora claman justicia frente al agresor de su familiar. 
Tras estos dos últimos casos, todo apunta a que los datos de 2007, que nos hablan de la friolera de 99 mujeres asesinadas, son susceptibles de empeorar. El drama de la violencia doméstica no cesa, y ya en la recta final de cara a las elecciones del 9-M, ha entrado de lleno en la campaña electoral.