Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

"De aquí no sale nadie hasta que llegue Ana Rosa Quintana"

Una mujer en Lugo retiene a sus caseros contra su voluntad y reclama la presencia de Ana Rosa Quintana para su liberación. Ana Rosa reacciona diciendo que ella no conoce a la inquilina y que no sabría cómo reaccionar.
Agentes de la Policía Nacional de Lugo detuvieron en el día de ayer sobre las 14:30 a una vecina de Lugo, identificada como M.L.R.B. La mujer retuvo en su casa al matrimonio propietario del inmueble en el que vive.
El matrimonio de 72 años, acudió al piso, situado en la calle Montero Ríos en Lugo, para resolver cuestiones de arrendamiento. Al llegar, la inquilina les invitó a entrar en la casa. Una vez dentro los encerró y los retuvo contra su voluntad asegurando que: "De aquí no sale nadie hasta que llegue Ana Rosa Quintana".
La hija del matrimonio llamó a la Policía, quien se personó en el inmueble y durante más de media hora intentó mediar con la mujer. Finalmente consiguieron la liberación del matrimonio y la inquilina fue detenida.
M.L.R.B fue atendida por los servicios de urgencias del 061 y trasladada al Hospital General Calde donda la evaluaron. A continuación fue trasladada a dependencias policiales y puesta a disposición judicial.
En 'El Programa de Ana Rosa'  Nacho Abad le comunicó la noticia a la presentadora, y añadió que los afectados no quisieron hablar con el programa. Por su parte, el colaborador Maxim Huerta sacó el lado bueno de la historia y con mucho humor le dijo a Ana Rosa que: " si quieres que venga Ana Rosa a salvarte algún tipo de trastorno tienes que tener, lo normal es llamar a la policía". Y  comentó que en la redacción llevan desde las 9 de la mañana conteniéndose.
Ana Rosa le replicó a Maxim que no entendía la relación entre que la mujer quiera que acuda y el trastorno mental. Y acabó diciéndole: "me ha parecido fatal lo que has dicho Maxim. Yo jamás diría que si alguien te reclama a ti está mal de la cabeza". Ante la pregunta de si hubiera acudido a la petición de la mujer de Lugo,  Ana Rosa fue rotunda: " yo no me voy a meter donde no me llaman, pero si a mí me reclama la policía , claro que hubiera ido".