Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

El decálogo del buen político en redes

Mantener un tono correcto y educado sobre todas las cosas, tener presente que cercanía y escucha al ciudadano no es sinónimo de colegueo, tuitear distinguiendo tus tuits de los de tu equipo, no ser oportunista ni cortoplacista, dialogar y escuchar a todos, no levantar falsos testimonios ni mentir, no dar datos ni opiniones en vano, no hablar solo de nuestro libro, no descalificar y cuidar nuestro físico social. Ese es el decálogo del buen político en redes.