Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

José Fernando vivirá en un piso tutelado, según Paloma García Pelayo

Una semana después de que José Fernando abandonara el centro Hipócrates de Barcelona, José Fernando ya ha comenzado su terapia en el Instituto Galeno. La familia se ha volcado en el tratamiento de José Fernando, que, según ha revelado Paloma García Pelayo, vivirá en un centro tutelado y estará acompañado diariamente por una persona que lleva dos años en tratamiento.

En un piso tutelado y acompañado por una persona que lleva dos años en tratamiento. Así vivirá José Fernando a partir de ahora después de abandonar el centro Hipócrates la semana pasada. Ningún familiar se hará cargo de José Fernando cuando su padre entre en prisión sino que será el propio centro se encargará de hacer el seguimiento diario al joven, que vivirá en uno de los pisos que posee el Instituto Galeno, tal y como ha revelado Paloma García Pelayo en exclusiva.
Deporte, actividades tuteladas y trabajos de fijación visual
Aunque la terapia con profesionales tiene lugar en el Instituto Galeno por las tardes, los pacientes del centro tienen una rutina marcada para cada día. Según ha revelado Paloma García Pelyao, el centro tiene muy controlados a sus pacientes. La rutina empieza a las 8 de la mañana. Después del desayuno tienen dos horas de deporte, trabajos continuos y actividades tuteladas. Tras comer, los pacientes van a la clínica y tras la terapia salen a tomar algo en grupo, siempre de forma tutelada. Ya por la tarde, los pacientes realizan trabajos de fijación visual (puzzles) o leen, ya que se pretende que estén muy concentrados. Además, los pacientes no pueden trabajar ni estudiar durante el primer año de tratamiento.
Terapia conductual
Tal y como reveló su padre en 'El programa de Ana Rosa', José Fernando sufre un problema de conducta, un problema que no podía ser tratado en el centro Hipócrates. El Instituto Galeno ha empezado a trabajar con este problema del hijo de Ortega Cano. Según ha revelado Paloma García Pelayo, a José Fernando le está tratando un psiquiatra con terapia conductual. Además, un psicólogo y tres terapeutas están siguiendo la evolución del hijo de Ortega Cano.