Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Carol: "Estaba a gusto con Arturo por las conversaciones que teniamos"

En sus ojos se veía reflejado el dolor por los insultos sin censura de Indhira.telecinco.es
Mercedes Milá: No tenéis vergüenza los que abucheáis a esta mujer. Estás triste porque te has equivocado.
Carol: podría haber jugado, está más claro que el agua, pero realmente no lo he jugado
Mercedes Milá:   has jugado con fuego
Mercedes Milá: Te has quemado
Carol: Si. En una manera de verlo entre comillas me he metido en un tema que estaba muy quemado de antes
Mercedes Milá: Te han convencido las explicaciones
Carol: Si, desde la fiesta del viernes vi que estaba todo el pescado vendido. Estaba compitiendo contra Carolina que es un titán de mujer.
Mercedes Milá:   Perdiste tu oportuniadd, todo lo que habías ganado lo echaste por tierra en una semana.
Carol: C Todo lo que he visto está claro lo que ha pasado.
Mercedes Milá:   Di la verdad
Carol:  Lo que siento ahora mismo es rabia e impotencia de que se me haya visto así. Yo soy muy clara si digo me gusta es que me gusta y si no, que no. Y este tío si me llega a gustar de antes voy a por él. Y me he dejado pinchar por él porque en el Norte somos mucho así. A mis amigos cuando me sueltan burradas, yo suelta una más gorda.
Mercedes Milá:   Me hablas en castellano o en chino. Tú estabas mirando la casa 11 por los cristales y sabías perfectamente lo que pasaba entre el señor Arturo y la señora Indhira
Carol:  Simplemente me caía bien y me pinchaba
Mercedes Milá: Te has ido a meter en un avispero
Carol:  Pero tampoco pensaba que me iba a encontrar a una persona que parece ermita pero luego es catedral.
Mercedes Milá: Tu me haces a mí lo que he visto en la casa y no te puedo decir con lo alta que eres y lo buena que estás dónde te mando.
Mercedes Milá: saldrás a la calle y te dirán que no tienes la culpa, pero...
Carol:  Realmente como yo lo estaba viendo dentro no se parece en nada a como lo estoy viendo aquí. Hay un montón de cosas más que no salen ahí. De mi boca no ha salido nada malo de Indhira.
Mercedes Milá:   Lo de sólo maquillarse no es muy bonito...
Carol:  Eso lo dijo él. Dije que es una tía muy guapa que fuera puede caer bien.
Mercedes Milá:   Te avisó Carolina, te dijo que te estabas equivocando. El lo lleva escrito aquí ¿Cuántos años tienes?
Mercedes Milá: Y en 29 años no te has dado cuenta de que Arturo sólo piensa con...
Carol:  Creo que soy una tía que estoy físicamente bien
Mercedes Milá:   Pero si tuviste descaro de decir qué rabia me da ser tan guapa
Carol: Pues sí que lo puedo decir
Carol:  Si, si, si, que no soy creída. En ese momento dije ojalá no fuese así. Así lo sentía.
Mercedes Milá: Ahora seguirías dentro...
Carol:  En su día, la conversación con Indira fue muy larga. Yo le dije que le iba a entrar por un oído y saldrá por otro. Que con ese señor no iba a pasar nada. Y cuando lo vea,
Mercedes Milá:   No crees que es obvio que cualquier gesto que hagas ella lo veía como una agresión
Carol:  Yo estaba a gusto con él. Pero por las conversaciones que teníamos.
Mercedes Milá: Sí y qué te decía
Carol: Me dijo que igual nominaba a Indhira.
Despídete:
Estáis muy guapos todos. Saray, te conozco a través del cristal, ya te conoceré fuera. Que sigas como hasta ahora. Arturo, nada, que sigas siendo como eres que está claro que será así, te deseo lo mejor en el programa y nos vemos fuera. Tatiana eres genial, gritas un montón y das mucha vida a la casa y me lo he pasado muy bien contigo. Toscano eres genial, le arrancas una sonrisa a cualquiera y no te preopcupes que no ha pasado nada que no me esperase. Hans no te conozco pero ya nos veremos fuera. Carolina me ha encantado vivir esto contigo, vales un montón y que cuadno te vea fuera te daré un abrazo como este y que tienes razón en todo. Indhira un beso para ti y que ya hablamos fuera, tranquila, que veo que tus ojos me quieren decir muchas cosas.