Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Carolina, expulsada de GH 11

La madrileña de origen guineano podrá a partir de esta noche ver a su hija y a todos los suyos. Entró a la Casa Espía en una segunda fase junto con Carol y Gerardo, sustituyendo a Ángela (esposa de Laura) y Lis (que abandonó el programa) y allí encontró a Laura y Ángel.
Los primeros días los pasó sin embargo algo deprimida ante el ambiente general y la ansiedad por pasar a la Casa 11, pero enseguida se sacó de la manga su alegría característica y varios lemas que se han hecho ya célebres, como "cari, no inventes", "al olor de la sardina" y "si no quieres polvo no vayas a la era".
Tras reconocer su bisexualidad en una de las conversaciones sobre sexo con las chicas de la casa, una vez producida la 'reunificación', no se cortó en aceptar entre carcajadas el reto de Ángel al salir de la ducha y dedicarle un streaptease total, que las cámaras captaron sin embargo parcialmente.
Su buen humor sólo se ha visto empañado en contadas ocasiones, como por ejemplo ante los pedos y eructos que Laura iba regalando por las habitaciones, lo que fue el detonante para su progresivo distanciamiento. Sin embargo, esta semana su emotividad ha podido con los conflictos y ambas concursantes han hecho las paces, con abrazos, lágrimas y besos incluidos.
Cáncer
En su entrevista con Mercedes Milá, sin embargo, se ha tenido que enfrentar a la frase que pronunció en la que deseaba un cáncer a un concursante rival. La presentadora no ha pasado por alto este comentario y ha sido la primera pregunta que le ha hecho. La de Alcobendas se ha visto obligada a pedir disculpas.