Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Gema: la dama de hierro

Una casa, tres hombres y una sola mujer. Aunque la situación podría haberse vuelto adversa para Gema, la catalana ha hecho gala de un carácter de hierro para mantener a raya sus compañeros. Entre tanto 'machito' es ella la que lleva los pantalones.
El escenario de la nueva vida de Gema no podría ser mejor: una casa de super lujo. El contexto, inigualable: su marido y dos hombres de bandera.
El día a día de la catalana podría asemejarse al paraíso imaginado por muchas mujeres. Los tres hobres de la casa se muestran continuamente pendientes de la chica, de sus necesidades, sus gustos... Y ella ha utilizado esa 'debilidad' para convertirse en la jefa del clan.
Esta misma mañana la 'esposa encubierta' se quejaba del mal olor de la basura. Raudos y veloces, al menos todo lo rápido que les permitían sus 'grilletes', los chicos se disponían a sacar los deshechos de la casa. Ayer era la suciedad la que provocaba la reprimenda de una quisquillosa Gema: "recoged las miguitas que tiréis".
Esta aficionada al flamenco sacó su carácter desde el primer día, cuando sólo ella y su marido Carlos, habitaban la casa de 'GH10'. La llegada de Orlando, que enseguida quedó prendado de ella, no cambió los papeles. Ni siquiera la entrada de Carlos H, un hombre de fuerte carácter y una apubullante seguridad en sí mismo, ha conseguido amedrentar a la joven. En toda ocasión el cántabro, que en la otra casa manipulara a las mujeres a su antojo, asiente sumiso a todo lo que dice la catalana.
Cualquier oportunidad es perfecta para que Gema lea la cartilla a sus chicos:. Un mensaje que podría ir dirigido directamente a su marido, al que añadía: Y por lo visto, ella les va a a enseñar con mano firme. "cuando "es en una pareja están los dos trabajando hay que colaborar, que en una casa hay mucho que hacer " que yo no soy la madre de nadie, además los chicos tienen que aprender a independizarse".