Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Nicky y Cristal, eliminados en 'El reencuentro'

Tras la expulsión de Bea 'La legionaria', que perdió los papeles con Melania acusándola de haber hablado mal de su hijo, sufriendo una ataque de ansiedad que sacó lo peor de su carácter, Nicky se "quedó manco", como él dice, dentro de la casa. En la gala y, después de especular durante toda la semana, ha conocido a su nueva pareja, Cristal, que le llamó 'pin-pin' durante su primera convivencia en 'Gran Hermano 6'. Lo que no imaginaban al saludarse es que no tenían ningún futuro como pareja televisiva.
Expulsados por descarte
En la gala, el público ha salvado, a través de las encuestas de telecinco.es y granhermano.com, a tres parejas: Pepe y Raquel, Piero y Melania y Nico y Ainhoa y ellos han votado por la pareja que preferían que se quedara en la casa. Éstas han sido sus votaciones:
Melania y Piero: "Amor y Andalla se quedan por nuestra parte".
Ainhoa, Nico, Pepe y Raquel: "Por la nuestra Ana y Chiqui".
Ainhoa ha dicho que lo siente mucho por Cristal pero que es "la decisión que han tomado" y que por lo tanto, Nicky y Cristal "debían ser los expulsados". Cuando Mercedes Milá se lo ha comunicado, Cristal ha reaccionado echándose a reír y Nicky se ha lamentado que que la hayan hecho venir "para nada". Ambos les han deseado suerte a los demás y lo más destacado ha sido su abrazo con Amor, una de las principales rivales de la que ha sido su verdadera compañera en este reencuentro, Bea.
Bea, indignada, recibe a Nicky con una besazo en la boca  
Nada más conocer la noticia, Bea 'La legionaria' ha pedido la palabra en el plató para dar su opinión. "Ahora sí que me alegro de haber salido de la casa porque para estar ahí hay que ser un falso, un manipulador, un hipócrita y un prepotente y eso yo, gracias a Dios, no lo soy".
Raquel Morillas, por su parte, ha analizado la decidión de Pepe de no salvar a Nicky. "Pepe se ha querido quitar a Nicky de encima porque le veía ganador. Lo que creo es que él tiene muy claro que esto es un juego".