Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Siscu y Melanie, 'enemigos muy íntimos'

La imagen más llamativa del día en la Casa 11 ha sido la de Siscu y Melanie durmiendo abrazados. , que le ha tapado la boca en una ocasión para que no la besara. Un masaje, unos besos, Siscu, que llevaba la iniciativa, ha tratado de hacer cuanto ha podido o hasta donde le ha dejado Melanie
"Le hago masajes a cambio de tabaco. Es una persona cariñosa, que le gusta que le hagan cosquillitas. Y la verdad, está muy buena, está superbuena. A veces le pego un bocadico en la oreja y se me ponen los pelos de puntica, le muerdo en el cuellecito..."
Ángel , desde la Casa Espía, lo ha visto también así: "No hay nada como estar buena en esta vida. Todo el día la peña queriéndote hacer masajitos"
El problema es que Siscu previamente la había nominado y ella se había dado cuenta mientras estaba en el baño. Algo que nunca había sucedido y que dejó al catalán en muy mal lugar, cosa que tiene perfectamente asumida:
"Y después voy y la nomino y fíjate lo traicionero y falso que puedo ser. Metí la pata ahí un montonazo".
Interrogatorio de Juan
Al que tampoco le cuadra nada de esto es a Juan. El líder del grupo ajeno hasta ahora a la tensión de las nominaciones, al que maquina día a día la estrategia a seguir, ha interrogado a Melanie como el buen aspirante a policía que es:
"Me descuadras ¿Cómo es que luego te pones a dormir la siesta con él abrazadita? Con una persona con la que se supone que no estás"
La respuesta: "Después de lo que me hizo no voy a estar con él igual. Punto".
La confesión
En el confesionario, Melanie insistía en que no olvida: "Para mí era una persona que le tenía mucho cariño. Está perdonado pero a mí no se me puede olvidar tan fácil. Me parece muy raro, me dijo que no lo iba a hacer hasta el final y lo hace cuando quedamos diez personas..."
Por su parte, Nagore confirma la versión de su amiga: "Este chaval está ahora con ella como de más por lo que la hizo y le da un masaje y tal, pero creo que ella piensa fríamente". Además, fue muy severa con él y dijo que le parecía "un crío que no sabe ni por dónde le da el aire, no me aporta nada en esta casa, quiere agradar a todos y es menos neutral de lo que se cree".
Los demás del grupo están de acuerdo: Juan: "A mí me da pena este chico, Siscu, estaría encantado de la vida estando aquí sentado"; Tati: "Y él ha hecho eso y se ha equivocado. Querría estar más con nosotros que con la otra gente".