Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Administradores de Fincas piden no adaptar contadores de calefacción hasta aclarar la directiva

El Colegio de Administradores de Fincas de Madrid (CAFMadrid) ha remitido una circular a sus colegiados recomendando no realizar ninguna adaptación de sus instalaciones hasta que se clarifiquen los motivos por los que no se ha transpuesto en su totalidad la directiva europea sobre la contabilización de consumos individuales de calor, frío y agua caliente.
La organización colegial se refiere a la aprobación del Real Decreto sobre Eficiencia Energética que transpone parcialmente la directiva europea sobre la materia. Recuerda que el Consejo de Ministros del pasado viernes aprobó el pasado viernes dicho decreto, siendo publicado por el Boletín Oficial del Estado (BOE) al día siguiente.
El Colegio de Administradores de Fincas de Madrid remarca en su circular que el texto, sin embargo, está enfocado "fundamentalmente" a auditorías energéticas para grandes empresas y "deja sin legislar", entre otros artículos, el capítulo sobre 'Contabilización de consumos individuales de calor, frío y agua caliente sanitaria', que sí estaba previsto en el último borrador de Real Decreto.
"Como hemos venido informando, esta Directiva Europea obliga a los países miembros a la instalación de sistemas de medición individuales en los edificios dotados con un sistema de calefacción centralizado antes del 1 de enero de 2017", señalan.
El Colegio Profesional de Administradores de Fincas de Madrid ha seguido "con especial interés" este tema, organizando incluso mesas redondas temáticas, y es "consciente" de que el retraso de transposición de esta exigencia europea por parte del Gobierno "puede llevar a una falta de credibilidad de los usuarios finales".
Por tanto, solicita a los administradores de fincas que recomienden a sus clientes "no realizar adaptación alguna en sus instalaciones hasta que realmente se sepa cuáles son las razones por las que no se ha transpuesto en su totalidad la directiva europea".