Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Apuestas con riesgo de cárcel

Las autoridades camboyanas han advertido que arrestarán a todos los que hagan apuestas durante el Mundial de Sudáfrica.
El jefe de la policía de Phnom Penh, Touch Naruth, dijo que la medida está de acuerdo con la prohibición del juego decretado por el primer ministro Hun Sen en febrero de 2009. "Sabemos que en algunos países se permite apostar en partidos del Mundial pero en Camboya no estará permitido", comentó.
La prohibición que también afectará a extranjeros tendrá que ser muy controlada por las fuerzas del orden. "Si un jefe comunal de la policía ignora las apuestas ilegales será despedido de su puesto de trabajo", dijo Born Sam Ath, unos de los jefes de la policía local.
El gobierno decidió el pasado año prohibir el juego por considerar que contribuía a la degeneración moral de la sociedad camboyana. Los 29 casinos del país quedaron al margen del decreto dado que, los camboyanos no tienen permiso para entrar en estos establecimientos salvo para trabajar.