Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Del Bosque: "Tenemos que imponer nuestro juego"

Vicente de Bosque se siente cómodo en las horas previas al trascendental partido contra Honduras. El seleccionador nacional, no duda de sus hombres, y piensa que España tiene que mantener su estilo para conseguir la victoria.
El seleccionador español analizó ,en rueda de prensa, el partido contra Honduras consciente de lo mucho que se juega España. "Todos los jugadores son avezados, están acostumbrados a la alta competición. Prefiero estos partidos de máxima intensidad que aquellos que parecen fáciles. Aquí en este Mundial partidos fáciles hay muy pocos. Tendremos que esmerarnos. Como estamos viendo permanentemente los partidos son difíciles", comentó en un primer análisis.
Del Bosque señaló que Honduras "posiblemente no se conforme con aguantar en defensa como contra Chile. Tendrán la oportunidad salir a delante porque quizá el empate también les sepa a poco".
Sobre el partido que espera a la selección, el técnico tiene una idea clara: "Tenemos que pensar que ellos también van a jugar al fútbol, que tienen sus cualidades. No nos van a poner un partido fácil y tenemos que contrarrestar su juego", comentó.
En cuanto al partido que imagina Del Bosque sabe que no será fácil: "Tenemos la conciencia de que primero tenemos que salir a impedir que jueguen ellos y luego a imponer nuestro juego".
En lo sustancial la forma de jugar no va a "cambiar mucho aunque sí debemos estar un poco más atinados en la fase final del juego en la movilidad de balón y en la creación de espacios", continuo.
A la hora de destacar a un jugador de Honduras, Del Bosque se centró en Wilson Palacios: "está haciendo un excelente recorrido en las islas" por su periplo en el Birmingham y el Wigan, así como a David Suazo, del que dijo que desde que llegó a Italia fue "muy prometedor" y es uno de los principales hombres del cuadro de Reinaldo Rueda.
Una vez analizada el partido contra Honduras, Del Bosque no tuvo reparos en hablar sobre los muchos temas abiertos después de la derrota contra Suiza. Con su tranquilidad habitual comentó que entiende que pueda haber algo de 'acidez' pero aseguró que para nada se considera maltratado. "Es difícil hasta en la victoria tener a todo el mundo a favor, pero en este momento de derrota es verdad que hemos tenido un apoyo grandísimo de todo el mundo. Lo tengo que agradecer y es una responsabilidad mayor. Naturalmente un poco de acidez tiene que haber porque hubo una derrota que no esperábamos", aseveró.
Del Bosque no cree que tenga que "luchar contra eso" porque "la crítica debe de ser libre, debe ser justa, y en ese sentido no me considero maltratado, ni la selección debe considerarse maltratada".
Por último insistió en la igualdad entre las selecciones en teoría favoritas con las más modestas. "La superioridad no es fácil. Los repliegues de los equipos son máximos. No te dejan espacios y ahí aparecen las acciones individuales. Hay que mezclar todo el juego de conjunto para ser superior al rival y no está siendo fácil", finalizó.