Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

A Coruña se rinde a la intensidad de Wilco y proclama a Jeff Tweedy "for president"

Casi 1.800 personas llenaron este miércoles el Palacio de la Ópera de A Coruña para ver a Wilco, banda de culto ante la que el público se rindió desde el primer minuto, con aplausos y gritos de devoción que se centraron en el líder del grupo de Chicago, Jeff Tweedy, al que gritaron desde "I love you" hasta "Tweedy for president".
El recital duró dos horas y, si bien el sonido parecía desajustado en las primeras canciones --'More...', 'Random Name Generator', 'The Joke Explained'--, a partir de ahí, desde que sonó 'Art of Almost', Wilco desplegó sus mejores armas con un recital que puso de pie al auditorio hasta en dos ocasiones.
El guitarrista Nels Cline arrancó una de las ovaciones más fuertes con su solo en 'Impossible Germany'. En ese momento, el Palacio de la Ópera --que competía en capacidad de convocatoria con el concierto que Marc Anthony daba al mismo tiempo en el Coliseum coruñés-- ya había vibrado con el estruendo de la batería en 'Via Chicago', el ritmo electrizante de 'Spiders' y el ya mítico 'Jesus, Etc.', entre muchas otras.
También hubo tiempo para que Cline se luciese con una guitarra de doble mástil: "Look at this guitar!", advirtió Tweedy, poco hablador bajo su sombrero, pero agradecido con un público al que reconoció su pasión.
Después de hora y media que pasó fugaz, los 'bises' llegaron en forma de acústico con un sonido que rozó la perfección. 'Misunderstood', 'It's Just That Simple', 'War on War', 'I'm Always in Love', la versión del 'California Stars' de Woody Guthrie y 'A Shot in the Arm' terminaron por conquistar al auditorio.
Un auditorio que salió de la sala convencido de que, más allá de la guerra de las galaxias (el nuevo disco de Wilco, en cierto modo rupturista con los anteriores y para algunos seguidores decepcionante, lleva por título 'Star Wars'), los de Jeff Tweedy están llamados a ser 'presidentes' por la clase de sus anteriores álbumes y su manera magistral de tocar sobre los escenarios.