Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Dermatólogos detectan un pico de consultas en octubre para realizar una revisión completa de la piel tras el verano

Dermatólogos detectan un pico de consultas en el mes de octubre para realizar una revisión completa de la piel ante los "excesos" de sol en verano. "Tenemos la sensación de que hemos cometido excesos con el sol y que debemos consultar al especialista para cerciorarnos de que todo está bien", ha explicado el doctor Alberto Alfaro, jefe de Dermatología del Hospital de Manises.
Una de las consultas más frecuentes tras el verano son aquellas que se producen por agravamiento de alguna patología como consecuencia de la exposición solar. "Es el caso de la erupción lumínica polimorfa, que es una especie de 'alergia al sol', o cambios que el paciente se detecta en algún lunar", ha concretado el doctor Alfaro.
También es frecuente la consulta por lo que los especialistas denominan 'estados de discromía'. "Esto significa que la piel presenta cambios en la tonalidad en diferentes zonas de forma no homogénea, por ejemplo el melasma, que es una pigmentación de carácter hormonal y de color marrón oscuro que suele aparecer en el labio superior o la frente de la mujer", ha apuntado el jefe de Dermatología de Manises.
Entre los más pequeños, la manifestación dermatológica postvacacional más frecuente es la 'pitiriasis alba', muy frecuente en niños que tiene dermatitis atópica y que produce manchas de tonalidad mas pálida que el resto de la piel, presentando una forma redondeada parecida a una moneda.
Para los especialistas del Hospital de Manises es "importante" realizar de forma periódica revisiones de la piel, y protegerla durante todo el año. "En una latitud y clima como el de la Comunidad Valenciana debemos tener especial cuidado con la protección solar durante todo el año. Incluso en invierno habrá días muy soleados donde debemos estar protegidos", ha advertido el doctor Alfaro.
Con el inicio del otoño también es muy frecuente la consulta al especialista por una llamativa caída de pelo. "Es lo que lo que conocemos como 'efluvio telogeno', que es una situación fisiológica, mas frecuente en los cambios estacionales en la que se nota que cae mas pelo, siempre sin dejarnos calvos y que se resuelve de forma automática y natural", ha expuesto el especialista.
En cualquier caso, recuerdan, también hay problemas de la piel que con la exposición solar mejoran, este es el caso de la psoriasis y de la dermatitis atópica. En estas patologías de naturaleza inflamatoria la radiación ultravioleta tiene un efecto antiinflamatorio --siempre que se exponga uno con prudencia-- y suelen tener una mejora en verano.