Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Farrah Fawcett hace público el documental sobre su enfermedad

Farrah Fawcett en una imagen de archivo. Foto: APtelecinco.es
"Farrah's Story", que en la práctica es el obituario creado por la propia estrella de 'Los Ángeles de Charlie', ha sido emitido en un estreno privado antes de su emisión en Estados Unidos el próximo día 15 de mayo en la cadena NBC.
El filme de 90 minutos, en su mayoría narrado por la propia actriz, cuenta los altibajos de los numerosos tratamientos médicos que ha recibido desde el 2006, cuando se le diagnosticó un cáncer de colon, y de las últimas semanas, en las que ha permanecido postrada en una cama, muy medicada y apenas capaz de reconocer a su hijo.
Su compañero sentimental desde hace años, el también actor Ryan O'Neal, ha afirmado que la actriz de 62 años es una luchadora y ha dicho que quería compartir su experiencia con el cáncer con el público, pero bajo sus propios términos.
La evolución de la enfermedad, sin tapujos
Las imágenes muestran a la artista unas veces vomitando por los efectos secundarios del tratamiento, y en otras ocasiones bailando con sus amigos en la época en la que sus tumores se habían reducido. "No me quiero morir de esta enfermedad. Quiero seguir viviendo", dijo en 2007, cuando el cáncer se extendió a su hígado. "Así que le digo a Dios (...) en serio, es hora de un milagro", añade.
Hace unos seis meses, se le empezó a caer el pelo y Farrah se rapó entonces se rapa el resto, dejando sólo el flequillo.
"No se que haré sin ella"
"En los últimos dos años la he amado más de lo que la amé nunca", dice un emocionado O'Neal, de 68 años, en una entrevista emitida el miércoles en NBC. "Es una roca. Nos enseñó a todos cómo sobrellevar esto. Es extraordinaria, no sé qué haré sin ella", admite.
En una escena conmovedora, la pareja aparece junta en una cama de hospital. Meses más tarde la artista aparece como una figura diminuta acurrucada en una enorme cama de su casa de Los Angeles y apenas capaz de reconocer a su hijo Redmond O'Neal.
Ryan O'Neal dijo que Fawcett no ha visto la película terminada y que no está al tanto de la expectativa que había despertado. "El viernes lo veremos juntos", ha dicho el actor. BQM