Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

HazteOir recoge 10.000 firmas para pedir al Reina Sofía que retire parte de la muestra 'Un saber realmente útil'

HazteOir ha recogido más de 9.900 firmas de apoyo a una carta en la que solicita al director del Museo Nacional Reina Sofía, Manuel Borja-Villel, la retirada de parte de los contenidos de la muestra 'Un saber realmente útil' que se inaugura este jueves.
Según la carta publicada en la página web de HazteOir, la exposición "es en realidad una sucesión de ofensas e insultos dirigidos a un sector importante de la ciudadanía". "Con los recursos que proporcionan los ciudadanos, y gracias a los cuales el Museo Nacional Reina Sofía puede existir, se atacan gravemente las creencias de esos mismos ciudadanos", añade.
A su juicio, "nada de todo esto parece demasiado democrático, como no lo es utilizar el arte como tapadera para atacar los sentimientos de tantas personas". "Le ruego que retire de las salas del Museo las ofensas que profiere el colectivo denominado 'Mujeres públicas'", concluye.
En este sentido, ha explicado que la exposición muestra obras de más de 30 artistas y grupos, entre los que figura el colectivo feminista argentino denominado 'Mujeres públicas', quienes "consideran que arte es quemar iglesias e insultar a los cristianos". "Estamos ante un peculiar sentido de la utilidad del saber, que parece consistir en que los creyentes pagan para ser insultados y para que se blasfeme con su propio dinero", ha agregado.
Asimismo, HazteOir ha manifestado que, del mismo modo que "sería condenable que una confesión religiosa pidiera dinero al Gobierno para insultar a mujeres feministas", desde su punto de vista, "resulta condenable que un grupo de mujeres feministas haya recibido recursos del Gobierno para insultar a una confesión religiosa".
"Con una parte de nuestro salario, ese que todos los meses nos quita Mariano Rajoy --presidente del Gobierno-- antes de que llegue a nuestro bolsillo, corremos con los gastos de este encuentro de insultos a los cristianos a través del Ministerio de Cultura, del que depende el Museo Nacional Reina Sofía", ha subrayado.
Por su parte, la Asociación Española de Abogados Cristianos (AEAC) solicitó este miércoles al ministro de Educación, Cultura y Deporte, José Ignacio Wert, el cese de Manuel Borja-Villel por la apertura de esta exposición que, a su juicio, posee "tintes anticristianos y que podría incurrir en varios delitos contra la libertad religiosa".
Finalmente, el Museo informó de que la muestra toma como punto de partida la noción de "saber realmente útil", acuñada a principios del siglo XIX por las organizaciones obreras del Reino Unido para oponerse a la educación orientada a la producción, según era concebida por la clase dirigente.