Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

El Hospital Quirón de Málaga ofrece la técnica 'Body Jet' para las operaciones de liposucción

El Hospital Quirón de Málaga ofrece a sus pacientes 'Body Jet', una técnica de liposucción "revolucionaria" que extrae la grasa mediante un chorro de agua muy preciso, lo que supone que sea menos invasivo para el paciente y que se puedan obtener mejores resultados.
Lo que realmente caracteriza a esta técnica es su capacidad de transferir la grasa de una parte del cuerpo a otra, ya que esta técnica "hace que se preserve la viabilidad de las células de grasa removidas", ha afirmado el Hospital.
Según el jefe del servicio de cirugía plástica, estética y reconstructiva de los Hospitales Quirón de Málaga y Marbella, el doctor Alexander Amir Aslani, 'Body Jet' mejora los resultados de las anteriores técnicas.
"Con este proceso conseguimos resultados significativamente superiores en comparación a la anterior técnica de recolección de grasa, que se basaba principalmente en una liposucción con baja presión y centrifugación de la grasa", ha dicho el doctor Aslani.
De este modo, 'Body Jet' permite al cirujano extraer la grasa en pocos segundos y controlar la cantidad de presión utilizada durante el procedimiento. Los resultados, además de "impactantes", ya que pocos pacientes tienen hematomas tras la intervención, provoca menos hinchazón y malestar en el enfermo.
Además, esta técnica se ha estandarizado para las cirugías de contorno corporal. "La utilizamos tanto para cirugías estéticas como para las intervenciones de reconstrucción", ha indicado el doctor.
Por ello, 'Body Jet' no sólo se ha postulado como un método para reducir grasa de ciertas partes del cuerpo, sino que algunos pacientes aprovechan para aumentar el volumen de otras zonas.
"Alrededor del 60 por ciento de nuestros pacientes que quieren realizarse una extracción de grasa con 'Body Jet' optan por utilizar al menos una parte de la misma para volver a inyectarla en alguna otra parte del cuerpo y así recuperar volumen en esa zona, principalmente en el rostro, en los pechos y en los glúteos", ha señalado Aslani.
Independientemente del tipo de operación que los pacientes quieran realizarse, esta técnica, que se realiza "bajo anestesia local para volúmenes moderados de extracción de grasa", permite que las personas vuelvan a sus domicilios "el mismo día de la intervención", aunque dependiendo de la cantidad de grasa removida el tiempo de recuperación puede oscilar "de unos días a unas pocas semanas".