Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Luis Enrique no se moja con los gritos racistas a Neymar

Hasta 180 goles marcó el Barça en 2015 y ni uno solo en este primer partido de 2016. El equipo de Luis Enrique no ha pasado del empate a cero ante un intenso Espanyol que plantó cara a los azulgranas. Pese a salir con el mismo 11 de la final del 'Mundialito', no ha podido imponer su juego ante un Espanyol muy motivado. El derbi, que ha tenido mucha más intensidad que calidad, también ha vivido la tensión en la grada. Pitos a Piqué, insultos a Suárez y gritos racistas contra Neymar ante los que Luis Enrique no ha querido mojarse.