Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Mejoras en los monoplazas, en Barcelona

Uno de los equipos mas necesitados de mejorar, y ése es el deseo de su piloto Fernando Alonso, es el de Renault, que en condiciones normales de carrera como las de Sepang, escenario del Gran Premio de Malasia, obligan al piloto a emplearse a fondo para poder sumar un punto.
Aunque todos los equipos presentarán novedades en Barcelona, en los entrenamientos previos que realizarán entre el 14 y el 16 abril el que puede lograr un mayor progreso puede ser Renault, porque en términos de aerodinámica, que mejorarán todos los equipos, las diferencias serán mínimas.
Una de las claves de la recuperación de Renault pasa por la utilización de una nueva versión del famoso "mass damper", cuya utilización prohibieron a la escudería a mediados de la temporada 2006 y ahora parece que llevan todos los equipos menos el de Fernando Alonso.
La inclusión de este artilugio podría dar al R28 de Alonso entre dos y tres décimas, lo que le permitiría no tener que sufrir tanto para pasar a la tercera fase de la sesión de clasificación y en carrera estar en los puntos y poderse acercar al podio, algo a día de hoy impensable, en condiciones normales.