Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Michael Jackson quiere conocer a Jade Goody

Rodeada de medidas de seguridad tras la irrupción de una intrusa con un martillo en su habitación hospitalaria, y aterrorizada tras sufrir los primeros síntomas de pérdida de visión según publica hoy el The Sun, Jade Goody podría recibir estos días una visita de excepción. Michael Jackson, aficionado a Gran Hermano, quiere conocerla.
El cantante estadounidense Michael Jackson, al que rodeaban los rumores de sufrir una enfermedad infeccionsa que se come su propia carne, ha pedido visitar a Jade Goody, la ex concursante del Gran Hermano británico que sufre un cáncer de útero terminal y que ha decidido vender su agonía a varios medios de comunicación de este país.
Según informó Max Clifford, el representante de Goody, Jackson "la telefoneó durante el fin de semana, pero no consiguió hablar con ella", dado que Goody pasa gran parte del día durmiendo por efecto de los sedantes que le suministran contra el dolor. "Quería presentarse y verla. Le ha enviado su cariño y ha pedido que le digan que está pensando en ella", aseguró Clifford, quien aseguró que Jackon es un gran aficionado a Gran Hermano, un programa en cuya versión estadounidense han participado dos de sus hermanos.
Clifford no aclaró si Jackson, que la semana pasada anunció una serie de diez conciertos en Londres para el próximo mes de julio, insistirá en reunirse con Goody, que en las últimas horas fue bautizada junto a sus hijos y sufrió un susto en el hospital en el que está internada.
Aterrorizada con la pérdida de visión
Si Goody sólo pedía volver a casa para morir tranquila y junto a los suyos, la enfermedad no se lo va a poner fácil. Según publica el diario británico The Sun, la ex concursante del Gran Hermano británico está aterrorizada con la idea de no volver a ver a sus dos hijos al afectarse el cáncer que padece a la vista. Al parecer, Goody comienza a perder la visión de un ojo. IM