Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

La pistola como intermitente, el violento caso de un fugitivo motorista canadiense

James Cole apuntaba con una pistola a los conductores que no le dejaban adelantarPolicía de Ottawa

Un motorista de 25 años ha sido detenido después de mantener en vilo a la ciudad de Ottawa desde principios de mes. El motivo es que cuando los vehículos no le dejaban espacio para adelantar, apuntaba a sus conductores con una pistola. 

Desde principios de junio, la Policia de Ottawa, Canadá, se ha encontrado con uno de los casos más extraños a los que se ha enfrentado. Y es que muchos ciudadanos llevan denunciando desde entonces la presencia en las carreteras de un motorista que apunta con una pistola a los conductores que no le dejan espacio para adelantar.
Tal era el nivel de alerta en la ciudad canadiense, que las fuerzas de seguridad decidieron difundir el pasado jueves, en su página web, una fotografía junto a los detalles del sospechoso. En el comunicado, además de señalar que se buscaba a un conductor, con casco negro, de una Honda CBR roja, se aconsejaba a la población "no enfrentarse a él", debido a su extrema violencia.
Sólo un día después de poner en conocimiento de la opinión pública el caso, el sospechoso ha sido detenido gracias a la ayuda ciudadana. Se trataba de un hombre de 25 años llamado James Cole que se encontraba en libertad condicional desde hacía varios meses. El joven ha sido acusado de un delito de amenaza con arma de fuego y otro de violación de la libertad provisional.