Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Myriam Reynolds: "Hay que hacerlo porque quieres, no porque lo necesites"

Muchas parejas españolas ya lo han hecho, según John Weltman, presidente de Circle Surrogacy, una de estas agencias americanas, "la primera pareja española que vino a demandar nuestros servicios fue española, y el niño tiene 10 años ahora, estamos hablando que en España se hace desde hace ya un década".

Sin embargo, socialmente parece que nuestra sociedad no está preparada. Ni social, ni legalmente. Según nuestras leyes la paternidad o maternidad viene determinada por el momento del parto, es decir, en España la madre siempre será quien da a luz y no otra mujer, por eso las madres de alquiler dentro de nuestras fronteras no se pueden dar, pues dicho contrato sería nulo. Lo hemos visto muchas veces por Internet, mujeres con pocos recursos económicos que piden grandes cantidades de dinero, pero no es fiable ni se ofrecen garantías legales.

Según Myriam, de 40 años "dar a luz un niño y entregarlo no es traumático porque no es biológicamente mío, los óvulos son de una donante y el esperma es de uno de los padres, yo no lo puedo sentir como mío".

Asegura que sus dos hijas pequeñas lo entienden perfectamente y su marido está encantado de que lo haya hecho.

Hemos estado con ellos cuando se encuentran con Jordi y Vicent, una pareja catalana para la que gestó a su pequeño hace 11 meses. "Cuando veo al niño, es como si fuera un hijo de unos buenos amigos, o un sobrino, nada más", asegura Myriam.

Jordi y Vicent han cumplido el sueño de ser padres "ha sido una experiencia maravillosa, todo fue muy fácil desde el principio. Estados Unidos tiene todo regulado en este aspecto; hay un papel del juez desde el principio en el que pone que el niño no es de ella ni de su marido, que es nuestro hijo desde que se engendra".

Como ellos, más de 20 parejas homosexuales ya lo han hecho, "pero son muchas más heterosexuales, pero lo que pasa es que no lo dicen", dice Jordi.

Se calculan que más de 500 niños han nacido por este proceso.
Quieres denunciar una situación o enviarnos alguna sugerencia? Contacta con nuestro equipo de Reporteros en los teléfonos 91/395 93 08 - 91/395 95 41 o mándanos un email a reporteros@informativost5.com. Gracias por tu colaboración.