Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

El PP, con los toros por bandera

Defensores de los toros en las puertas del Parlament. Foto: EFEtelecinco.es
La iniciativa se hará a través de la líder del partido en Cataluña, Alicia Sánchez Camacho, informan fuentes 'populares'. La popular ha precisado, en una conferencia de prensa, que su partido pedirá en el Congreso y en el Senado "que se regule por ley" que las corridas de toros sean "fiesta de interés cultural general" en toda España, de forma que las comunidades autónomas "no tengan capacidad para prohibir" este tipo de festejos taurinos.
Preguntada si esta propuesta legal puede revocar la Iniciativa Legislativa Popular (ILP), aprobada en el Parlamento catalán, ha comentado que cada una seguirá "su camino", pero ha añadido que, si prospera la iniciativa de su partido "tendría aplicación a nivel general" y se recuperaría "la libertad".
Mas y Montilla, culpables
Al margen de este anuncio, Sánchez-Camacho que ha seguido el debate final de esta ILP desde la tribuna del Parlamento catalán, ha arremetido contra el presidente de la Generalitat de Cataluña, José Montilla, y contra el presidente de CiU, Artur Mas, a quienes considera "culpables" de abolir las corridas.
El PP catalán entiende que ambos, al dar libertad de voto, han colaborado para poner fin a una "tradición de muchos siglos", y ha insistido en denunciar que la tras el veto a la denominada "Fiesta Nacional" se esconde la pretensión de rechazar todo lo que suponga "cultura compartida entre Cataluña y España".
A pesar de que Montilla ha votado en contra de la ILP, Sánchez-Camacho, candidata del PP a la Generalitat de Cataluña, le ha acusado de "no defender los toros" en esta comunidad por no imponer la disciplina de voto y por "marcar la pauta del soberanismo en Cataluña". También ha deplorado que los socialistas dieran en este debate libertad de voto y "no ante la ley del aborto".
Sánchez-Camacho ha censurado al líder de CiU, que ha votado a favor del veto para, ha dicho,"dar la puntilla a una fiesta, que también es catalana".
Al ser preguntada si la propuesta del PP de convertir a las corridas de toros en "fiesta de interés cultural general" se aplicaría también en Canarias, ha comentado que en las islas "no había tradición" de toros cuando se prohibieron las corridas, pero ha dado por supuesto que la iniciativa, si saliera adelante, se aplicaría en toda España.
Un drama para España
La secretaria general del PP, María Dolores de Cospedal, considera "un disparate" la "manía" del PSOE de "prohibir y negar la libertad de los catalanes y de los españoles".
De Cospedal ha añadido antes de conocer la decisión adoptada por el Parlamento catalán que "los toros son una fiesta tan catalana como de cualquier otro lugar de España"
"Es un verdadero drama para España que el PSOE esté permitiendo que en Cataluña, donde gobiernan, se salga en manifestación o se apruebe una petición que niegue la libertad de los catalanes para asistir a las corridas de toros".
Mayor Oreja: "Una ofensiva nacionalista"
El eurodiputado Jaime Mayor Oreja también ha aportado su opinión sobre el acontecimiento: "Uno puede decir que es una provocación, una venganza por la victoria de la selección, por la sentencia del Tribunal Constitucional... Todas las razones son perfectamente posibles. No es irrelevante: es la expresión de una ofensiva nacionalista que está viviendo España, y de una crisis nacional profunda".
Los toros Bien de Interés Cultural
Esta iniciativa se une a las que ya han tomado otras comunidades autónomas como Valencia o Madrid, gobernadas por los populares, en las que los toros se han declarado Bien de Interés Cultural para que, de esta manera, no se puedan prohibir.