Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Phil Spector podrá celebrar "jam sessions" en la cárcel

Spector, quien cimentó su prestigio con trabajos para Tina Turner, The Beatles y The Righteous Brothers, ingresó el lunes en el centro penitenciario estatal de Corcoran. EFE/Archivotelecinco.es
El legendario productor discográfico Phil Spector, condenado a 19 años de prisión por asesinato, podrá participar en sesiones musicales con sus compañeros reclusos en la cárcel californiana donde está, informó la edición digital del diario Los Angeles Times.
Spector, quien cimentó su prestigio con trabajos para Tina Turner, The Beatles y The Righteous Brothers, ingresó el lunes en el centro penitenciario estatal de Corcoran, donde vivirá en un régimen de media seguridad para evitar que se convierta en objetivo de otros presos por el tipo de delito cometido y su popularidad.
Portavoces de la cárcel, en la que ya estuvo recluido el actor Robert Downey Jr., confirmaron que se le permitirá a Spector tener instrumentos musicales en su celda y unirse a las "jam sessions" que organizan otros prisioneros en el patio.
El productor musical, de 69 años, fue declarado culpable de matar a tiros a la actriz Lana Clarkson hace seis años, después de un segundo juicio concluido en abril.
Quedó demostrado ante un tribunal californiano que Spector asesino a Clarkson de un disparo en la boca el 3 de febrero de 2003 horas después de que ambos salieran de un club nocturno en el cual trabajaba la mujer.
El primer juicio fue anulado en 2007 debido a la imposibilidad de que los miembros del jurado llegaran a un acuerdo sobre el veredicto.
Según uno de los fiscales, Spector, de 69 años, era un sádico misógino que había estado durante tres décadas "jugando a la ruleta rusa con la vida de las mujeres" cuando estaba ebrio.
Spector siempre alegó inocencia y sus abogados afirmaron que la mujer se suicidó en la casa del productor, sumida en una depresión al ver cómo su carrera artística no despegaba y acuciada por los problemas económicos.
Sin embargo, varias mujeres que prestaron testimonio durante el proceso acusaron a Spector de amedrentarlas y torturarlas con sus armas de fuego.