Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Rossi listo para regresar a la competición este fin de semana

El italiano Valentino Rossi está preparado para regresar a la competición, tras seis semanas de baja por lesión, este fin de semana en el Gran Premio de Alemania de MotoGP, en el Sachsenring, informó el equipo Yamaha. EFE/Archivotelecinco.es
El italiano Valentino Rossi está preparado para regresar a la competición, tras seis semanas de baja por lesión, este fin de semana en el Gran Premio de Alemania de MotoGP, en el Sachsenring, informó el equipo Yamaha.
El pasado 5 de junio Rossi sufrió una fractura abierta de la tibia y peroné de la pierna derecha al caerse durante los entrenamientos libres del Gran Premio de Italia. El tiempo de recuperación previsto por los médicos, de 4 a 5 meses, se ha visto reducido notablemente y está listo para competir en Alemania.
El italiano, que ha completado dos sesiones de entrenamientos previos (en los trazados de Misano y Brno), se sometió hoy a un examen médico para tomar la decisión sobre su participación en el Gran Premio de Alemania.
Desde su accidente, el sustituto del actual campeón mundial de MotoGP ha sido el japonés Wataru Yoshikawa, que ejerció de compañero del español Jorge Lorenzo en el equipo Fiat Yamaha
El italiano aún está a la espera de obtener mañana el visto bueno de los servicios médicos de la Federación Internacional de Motociclismo (FIM). En el caso de no recibir el permiso, Wataru Yoshikawa estará preparado para tomar el manillar de la Yamaha.
Rossi, nueve veces campeón mundial, se ha perdido cuatro carreras y en la actualidad es séptimo en el campeonato, que lidera con holgura Jorge Lorenzo.
"Estoy muy emocionado porque los médicos creen que puedo correr este fin de semana. Mañana me verán los médicos de la FIM y entonces habrá una decisión definitiva", dijo.
"Me sentí bien con la R1, aunque sé que la M1 es diferente y será duro para mí. Estoy deseando ver a todos y regresar al 'paddock'. Estaba cansado de estar en casa", señaló el italiano.