Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

La SEGG recuerda que la EPOC está "infradiagnosticada e infratratada" y que es la primera causa de mortalidad evitable

Además, según ha explicado el vicepresidente de Geriatría de la SEGG, Carlos Verdejo, en el paciente mayor a menudo se asocia con otras enfermedades crónicas, como enfermedades cardiovasculares, síndrome metabólico y cáncer, lo que complica en la mayoría de las ocasiones el abordaje terapéutico de estos pacientes.
La Sociedad Española de Geriatría y Gerontología (SEGG) han recordado, con motivo de la celebración de su 58º Congreso, que la enfermedad pulmonar obstructiva crónica (EPOC) está "infradiagnosticada e infratratada" y que es la primera causa de mortalidad evitable.
En España, según los datos del Instituto Nacional de Estadística, la EPOC representa la cuarta causa de muerte en la población general, la tercera en el caso de los varones, y es una de las pocas afecciones cuya mortalidad sigue aumentando.
En el caso del paciente mayor, la EPOC tiene algunas características propias. Así, algunos autores consideran esta patología como un envejecimiento acelerado del pulmón, poniéndose en marcha un mecanismo de inflamación sistémica de bajo grado y potenciándose las situaciones oxidativas, inflamatorias y procoagulantes.
"De hecho, muchos de los pacientes con EPOC avanzada presentan sarcopenia y pérdida de fuerza muscular. En ese sentido, se ha demostrado que los pacientes mayores de 80 años hospitalizados por exacerbación de EPOC tienen más comorbilidad y mayor dependencia funcional que los pacientes más jóvenes, y además, los pacientes mayores de 85 años ingresados por exacerbación tienen el triple de posibilidades de fallecer durante el ingreso o en un periodo corto tras el alta", ha señalado el experto.
Pero, además, actualmente se acepta que la EPOC no es una enfermedad limitada a los pulmones, sino que la inflamación característica de esta enfermedad afecta prácticamente a todo el organismo, con la presencia de miopatía, malnutrición, depresión, deterioro cognitivo o caídas.
"En la última década, nuestro conocimiento sobre la EPOC ha aumentado de forma importante, conociendo mejor su etiopatogenia, pudiendo diferenciarse actualmente diversas formas clínicas en base al fenotipo del paciente y clasificarse en base a escalas de gravedad, con implicaciones pronostica y terapéutica", ha enfatizado Verdejo.
NO HAY TRATAMIENTO ESPECÍFICO PARA EL PACIENTE GERIÁTRICO
Con respecto al tratamiento del EPOC, no se disponen de guías específicamente diseñadas para el paciente de edad avanzada (mayor de 80 años), y lo que se intenta hacer es adaptar las guías generales a este grupo de población, ya que en la mayor parte de los ensayos clínicos los pacientes mayores no han sido incluidos.
Por ello, el tratamiento no difiere inicialmente del que se propone en pacientes más jóvenes, e incluso en los mayores, el abandono del tabaquismo disminuye la pérdida de función pulmonar y la mortalidad, por lo que el primer escalón del tratamiento es conseguir la abstención tabáquica.
Los objetivos del tratamiento deben ir dirigidos a frenar la pérdida de función pulmonar, prevenir las exacerbaciones, mejorar el estado de salud y la capacidad de esfuerzo y en último término disminuir la mortalidad. El esquema de tratamiento está basado fundamentalmente en fármacos inhalados de tres familias diferentes: betamiméticos, anticolinérgicos y corticoides inhalados, habiendo aparecido últimamente nuevos fármacos, que están consiguiendo mejorar el pronóstico.
"Sin embargo, hemos de prestar especial atención a la polifarmacia y a las posibles interacciones farmacológicas, así como al empleo adecuado de los inhaladores en la población mayor, debiendo mejorar nuestra intervención en la fase aguda, ya que todavía la posibilidad de recibir un tratamiento correcto durante la exacerbación es menor en los pacientes de edad avanzada", ha zanjado.