Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios, analizar y personalizar tu navegación, mostrar publicidad y facilitarte publicidad relacionada con tus preferencias. Si sigues navegando por nuestra web, consideramos que aceptas su uso. Puedes cambiar la configuración u obtener más información aquí.

Sobrevive cuatro días sobre un bloque de hielo que flotaba en el mar Báltico

Un perro fue rescatado mientras flotaba a la deriva sobre un bloque de hielo. El animal, que llevaba cuatro días aislado y sin comer, fue localizado por la tripulación de un barco de investigación, que con paciencia consiguió salvarlo cuando ya se encontraba en mar abierto y sus posibilidades de supervivencias eran casi nulas.
El animal se encontraba al límite de sus fuerzas, entre trozos de hielos semihundidos y fragmentados que flotaba ya a un centenar de kilómetros de la costa polaca, según publica el periódico polaco 'Super Express'.
Los tripulantes del barco de investigación 'Baltica', explicaron que primero pensaron que era una foca, pero "descubrimos que era un perrillo, que se esforzaba por no resbalar al agua entre las grietas del hielo".
El rescate improvisado salvó la vida del animal que fue izado a un bote de salvamento e inmediatamente cubierto con mantas. Uno de sus salvadores, Adam Buczynski, ha contado que el perro ni siquiera ladraba "estaba demasiado asustado".
Al parecer, durante el fin de semana, el perro jugaba en la orilla del río Vistola, que rodea Turonia, ciudad polaca.   Saltando de aquí para allá, nadie sabe como el cuadrúpedo se subió en una lastra de hielo que la fuerte corriente arrastró hacia el mar.
Los bomberos intentaron salvarlo, pero tras varios intentos lo dieron por imposible.  Los investigadores del buque 'Baltica' fueron más perserverantes y lograron sacar al animal de su tumba flotante.
El perro, rebautizado Misiek (osito en polaco), fue trasladado al veterinario y ahora tratan de encontrar a su dueño.